Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El plan de inclusión gitana refuerza la igualdad de género y la formación

El documento andaluz prevé una inversión de 232 millones e incluye atención a migrantes y mejoras en el comercio ambulante

Vecinos del Polígono Sur, en Sevilla.
Vecinos del Polígono Sur, en Sevilla.

Hay una corriente de académicos andaluces que defiende que Andalucía no es la tierra de las tres culturas, si no de las cinco. A la cristiana, musulmana y judía, unen la negra y la gitana, dos poblaciones invisibilizadas a lo largo de la historia, que han sufrido sistemáticamente represión, persecución y olvido. La Junta de Andalucía calcula que hay más de 300.000 personas que se reconocen de etnia gitana en la comunidad, casi la mitad de las residentes en España, y para cerca del 30% (100.000) acaba de aprobar el Plan Integral de la Comunidad Gitana 2017-2020, con un presupuesto de 232,1 millones de euros para estos tres años.

Iniciativas contra la violencia y por la igualdad de género, de fomento de la educación en la etapa de Secundaria, de regulación de venta ambulante y de inclusión de población migrante de la misma etnia son las novedades de texto, que prosigue una estrategia comenzada en 1997 enfocada al colectivo. "Este plan se ha realizado con la implicación de las asociaciones de gitanos y entidades locales, y será para mejorar la situación tanto de las personas como de su entorno. Va destinada a aquellos que residen en zonas desfavorecidas y con necesidad de transformación social", ha apuntado la consejera de igualdad, María Jesús Sánchez Rubio, tras su aprobación en Consejo de Gobierno.   

El plan incluye 119 medidas dispuestas los ámbitos de acción detectados como prioritarios. Para rehabilitación de viviendas y mejora de equipamientos básicos y urbanos, acceso de jóvenes al alquiler y atención a las familias monoparentales se invertirán 140 millones a través de la Consejería de Fomento. "Hay numerosas mujeres jóvenes solas con hijos. Tienen una tasa de natalidad más alta que el resto de la población, pero cada vez la tendencia va hacia igualarse al resto", ha señalado Sánchez Rubio, quien ha destacado que como novedad respecto a los programas anteriores, este incluye nuevas medidas contra la violencia y por la igualdad de género, que será impulsado desde un Consejo Andaluz de la Comunidad Gitana, creado ex profeso en este plan.

Desde la Consejería de Igualdad se gestionarán de esta manera 58,1 millones y Educación quedará con 28,2 millones, que se destinarán, entre otras cuestiones como programas de hábitos de alimentación o formación para el empleo, al fomento en la continuidad de estudios de Primaria a Secundaria "que presenta mayores tasas de abandono escolar, principalmente entre las adolescentes y jóvenes gitanas", recoge la Junta en una nota. "El plan es un marco teórico inigualable y con un presupuesto significativo para corregir la desigualdad histórica. Mostramos nuestra disposición para seguir colaborando garantizar que este plan llegue realmente a las familias y especialmente a las mujeres", declara Beatriz Carrillo, presidenta de la Federación de Asociaciones de Mujeres Gitanas, Fakali.

Las políticas, que se gestionarán en 83 zonas catalogadas como desfavorecidas en la comunidad, contarán con un seguimiento municipal para regularizar la documentación de los menores e incluye medidas específicas para la inclusión de la población gitana migrante, especialmente Rumana y Búlgara, como la enseñanza del idioma o el acceso a la salud y a los servicios sociales. Unas medidas que se añaden a otras sociales de situación de emergencia o riesgo. Respecto a la gestión de la venta ambulante, ejercida en un 40% por el colectivo, se prevén ayudas para mejorar las condiciones de salubridad y programas lúdicos para menores en los fines de semana de mercadillos. "El plan está impregnado de nuestra filosofía, metodología y especialmente de nuestra fuerza y lucha para colocar al pueblo gitano en el lugar que le corresponde y merece", añade Carrillo.

El debate del estado de la comunidad será el 15 y 16 de noviembre

El Gobierno andaluz ha remitido este martes al Parlamento la comunicación en la que solicita la celebración del debate sobre el estado de la Comunidad los próximos días 15 y 16 de noviembre. El Gobierno andaluz siempre ha mostrado un firme compromiso con la transparencia de su gestión y la rendición de cuentas ante el Parlamento y, por ello, se comprometió a celebrar dos debates generales al año", ha declarado el portavoz del Gobierno, Juan Carlos Blanco. "Para nosotros es mucho más que una obligación legal, es un compromiso, y más, si cabe, en un momento como el actual", ha señalado.

Más información