Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

San Sebastián recluta 200 cerebros sanos para investigar sobre el alzhéimer

La Fundación Cita Alzhéimer inicia los ensayos clínicos de un programa europeo de detección precoz de la dolencia

Los investigadores de la Fundación Cita Alzhéimer Mikel Tainta, Ane Iriondo y Pablo Martínez-Lage.
Los investigadores de la Fundación Cita Alzhéimer Mikel Tainta, Ane Iriondo y Pablo Martínez-Lage.

Cada 70 segundos se diagnostica un caso nuevo de alzhéimer en Europa. En el mundo hay 36 millones de personas que viven con demencia, y esa cifra podría duplicarse cada 20 años. La comunidad científica internacional y la industria farmacológica están inmersas en una carrera contra el reloj para dar con el tratamiento médico que permita atajar la enfermedad, uno de los principales retos de la medicina actual. Las fundaciones Cita Alzhéimer (San Sebastián) y Pasqual Maragall (Barcelona) son los dos únicos centros españoles que participan en un proyecto europeo de investigación con voluntarios asintomáticos o en estadios tempranos del alzhéimer para estudiar cómo evoluciona la enfermedad y tratar de encontrar un fármaco que retrase o prevenga su avance. "O actuamos pronto o no le ganaremos la batalla a la enfermedad", ha afirmado este martes el neurólogo Pablo Martínez-Lage, responsable en el centro de San Sebastián de la iniciativa Prevención Europea de la demencia de alzhéimer (EPAD, en sus siglas en inglés).

El proyecto EPAD integra a 35 instituciones académicas y laboratorios farmacéuticos de Europa que va a reclutar una cohorte de 6.000 personas que se someterán a ensayos clínicos para probar nuevos tratamientos. "El objetivo es conocer la enfermedad en sus fases precoces para actuar con terapias nuevas que consigan prevenir la dependencia asociada a la demencia", ha manifestado Martínez-Lage. La Fundación donostiarra Cita Alzhéimer reunirá a 200 personas, todos mayores de 60 años, cognitivamente sanas o con problemas leves de memoria. Son voluntarios con los que Cita Alzhéimer ya viene trabajando desde hace siete años en distintos proyectos experimentales sobre esta dolencia neurodegenerativa.

El objetivo de EPAD, ha comentado el neurólogo, consiste en actuar en fases tempranas de la enfermedad que permitan adquirir los conocimientos suficientes para ensayar fármacos eficientes contra este mal. En España hay más de 1.125.000 enfermos y repercute en la vida de 4.500.000 personas. Además de los centros de investigación de San Sebastián y Barcelona, en el proyecto europeo también intervienen equipos de Edimburgo, Toulouse y Ámsterdam.

La hipótesis con la que trabajan es que el primer signo del alzhéimer es la acumulación de la proteína beta amiloide en el cerebro, un suceso que puede generarse 20 años antes de que la enfermedad empiece a manifestar sus síntomas. De ahí la importancia de adelantarse y empezar a estudiar los grupos de riesgo en fases todavía asintomáticas.

Martínez-Lage y los investigadores de Cita Alzhéimer Ane Iriondo y Mikel Tainta han asegurado que la finalidad del proyecto europeo es dar con el medicamento que frene o prevenga la aparición de la demencia una enfermedad que comienza a afectar al cerebro entre 10 y 20 años antes de que aparezcan los síntomas. Los ensayos clínicos, en los que se probarán varios fármacos, durarán entre dos y tres años. Los participantes en el proyecto no descartan que en siete u ocho años se alumbre un fármaco nuevo contra el alzhéimer.