Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bruselas critica la investigación que Fomento hizo del accidente del Alvia

La Agencia Ferroviaria Europea cuestiona la independencia del comité de expertos del ministerio y reprueba que no ahondara en la seguridad de la línea

Santiago de Compostela
Rajoy, al día siguiente del accidente, acompañado por Alberto Núñez Feijóo y Ana Pastor
Rajoy, al día siguiente del accidente, acompañado por Alberto Núñez Feijóo y Ana Pastor EFE

El informe de la Agencia Ferroviaria Europea, encargado por la Comisión Europea, sobre el accidente de tren de Angrois, en el que fallecieron 80 personas y hubo más de un centenar de heridos, concluye que la investigación realizada en España por la Comisión de Investigación de Accidentes Ferroviarios (CIAF) no fue independiente y que en ella no se abordaron "elementos clave".

Bruselas ha hecho público este jueves el informe sobre el accidente en una reunión con representantes de las víctimas y con el BNG. En este documento se relatan a lo largo de diferentes puntos "las debilidades" que la Agencia Ferroviaria Europea identifica en la actuación de la CIAF, dependiente del Ministerio de Fomento dirigido por la popular Ana Pastor, en cuestiones como la falta de multitud de análisis sobre la línea, seguridad y el porqué de las decisiones tomadas.

En otras cuestiones, se indica que Renfe y Adif son parte del equipo de investigación, lo que provoca "un conflicto de intereses". El informe censura que "la investigación de la CIAF fue realizada por un equipo que incluía a personal de organizaciones directamente implicadas en el accidente" y pone en duda la neutralidad de Ineco, empresa encargada de revisar la seguridad de la línea. "La composición del equipo de investigación de la CIAF no aseguró la independencia de la investigación", desautoriza en su escrito de 16 páginas este organismo, que destaca que se incumplió así la Directiva Europea de Seguridad Ferroviaria.

"El requerimiento de que la CIAF sea independiente de cualquier administrador de infraestructuras, empresa ferroviaria y de cualquier parte cuyos intereses puedan entrar en conflicto con el trabajo en encargado al equipo investigador no estuvo asegurado", prosigue. Por todo ello, la Agencia Ferroviaria Europea, teniendo en cuenta la naturaleza "muy seria" del accidente y debido a las "debilidades" relacionadas con la independencia de la investigación, aboga por abrir una nueva en la que se garanticen estas cuestiones.

El organismo comunitario reprocha que el CIAF se centre únicamente en la causa directa del siniestro, "un error humano", pero no ahonde en las "causas fundamentales y subyacentes" del siniestro, ocurrido en Santiago en julio de 2013, ni tampoco en "elementos clave" relacionados con la línea y el propio tren que pudieron influir. Las víctimas de Angrois han rechazado durante todo este tiempo las conclusiones emitidas por la comisión de investigación de accidentes ferroviarios precisamente porque, han alegado, "no se puede ser juez y parte".

El informe de Bruselas apunta que la investigación de la CIAF se centra en el propio descarrilamiento, pero la colisión, fuego e impacto que le siguieron "no están suficientemente descritas" ni "analizadas críticamente", a la vez que no se aporta ninguna conclusión. Los expertos comunitarios sostiene que el informe del órgano dependiente de Fomento "también fracasa al identificar qué vagones o vehículos descarrilaron primero", lo que puede dar lugar a una "mejor comprensión del accidente y sus causas". La CIAF, prosiguen, no analiza ni establece conclusiones "suficientemente" sobre las decisiones acerca del diseño de la línea, de la locomotora y vehículos, ni de "cómo fueron evaluados los riesgos" en los sistemas de seguridad.

Sobre Renfe, el informe de la agencia europea lamenta que la investigación de Fomento no informa sobre los criterios en los que se basa el equipo de alta dirección para operar a alta velocidad a pesar de haber un "riesgo claro" de que hubiese consecuencias por un error humano sin medios técnicos que lo impidiesen. Y afea que no se aportan los razonamientos sobre "cambios operacionales", como los relativos al sistema de seguridad del ERTMS.

Sobre la Dirección General de Ferrocarriles (DGF), dependiente de Fomento, la agencia europea censura que falta una análisis sobre los criterios en los que se basó para autorizar a ADIF poner en servicio la línea sin los medios que mitigasen un error humano. En uno de los epígrafes se pone el foco sobre que en la investigación no se incluye el documento que elaboró en 2011 el jefe de maquinistas de la provincia de Ourense en el que alertaba del brusco descenso de velocidad que había que realizar en la curva de Angrois.

"No hay descripción de cómo el peligro informado fue tomado en cuenta por aquellos que tenían la responsabilidad de gestionar y garantizar la seguridad en todos los niveles de la organización, incluido el equipo de alta dirección", censura la entidad, que subraya cómo en todas las investigaciones de la CIAF de los seis accidentes con descarrilamientos ocurridos en España entre 2008 y 2013 siempre se centran en los riesgos derivados del comportamiento de los maquinistas.

El informe critica que en el trabajo de la CIAF "no hay investigación sobre el tipo de heridas y las causas de las muertes en relación con el diseño de la infraestructura y del tren", ni se indagó en la actuación de los servicios de rescate". "Teniendo en cuenta que casi la totalidad de los pasajeros resultaron afectados, debe considerarse una posible contribución del diseño de la infraestructura y de la alta velocidad del tren a la disminución de las consecuencias en caso de descarrilamiento", agrega sobre lo ocurrido.

El contenido del informe trasciende después de que la Audiencia de A Coruña haya ordenado reabrir la investigación judicial del siniestro al juzgado de Santiago que ha instruido el caso. El juez cerró la instrucción procesando únicamente al maquinistra del Alvia, pero la Audiencia considera que las pequisas deben proseguir para aclarar si la seguridad del tramo en el descarriló el tren tenía mermas que influyeron en que se desencadenase la catástrofe ferroviaria.