Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El alcalde de Vitoria acusa a Maroto de dejar un agujero de 68 millones

Urtaran asegura que el déficit que revela la auditoría tiene el visto bueno de Intervención y Tesorería

Javier Maroto, junto a otros concejales del PP de Vitoria, en su comparecencia frente al Ayuntamiento de la ciudad.
Javier Maroto, junto a otros concejales del PP de Vitoria, en su comparecencia frente al Ayuntamiento de la ciudad.

Un informe técnico solicitado por el alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, del PNV, revela que "al Presupuesto municipal de 2015 le faltan 68 millones de euros para atender las obligaciones del presente ejercicio". El agujero económico, que han certificado el interventor municipal y el jefe de Tesorería del Ayuntamiento, es la herencia que el nuevo equipo de gobierno ha recibido del anterior regidor, Javier Maroto, del PP.

Gorka Urtaran ha puesto esta tarde a disposición de todos los grupos políticos municipales el informe económico elaborado por los dos altos funcionarios tras la auditoría que el regidor del PNV solicitóel pasado 15 de junio. En un comunicado, la Alcaldía ha informado de que el informe ofrece una “fotografía rigurosa y objetiva" sobre lo que se ha gastado hasta la fecha del Presupuesto de 2015 y las previsiones de evolución de gasto hasta final de año.

El déficit que habría que cubrir para atender las necesidades económicas para 2015 asciende a 68 millones de euros, según el estudio. La cantidad se desglosa en los 15,5 millones de deuda que arrastra la sociedad Ensanche 21, otros 8,3 millones correspondientes a las retenciones de créditos realizadas a diversos departamentos, además de 15,7 millones de obligaciones derivadas de sentencias judiciales.

Otros 2,45 millones se derivan de parte del IVA correspondiente a las nuevas oficinas municipales de San Martín y que no había sido consignado, un montante de 21,65 millones de partidas de gastos en sociedades y departamentos que no tienen suficiente dotación presupuestaria, y, finalmente, cinco millones por el abono del 75% de la paga extraordinaria de diciembre de 2012 que resta de pagar a los empleados municipales y que es muy probable que este ejercicio deba abonar el Ayuntamiento tras las correspondiente resolución del Gobierno central y de obligado cumplimiento.

El alcalde ha destacado que “la transparencia es una de las señas de identidad del nuevo Gobierno municipal".

Maroto se ha referido a esta cuestión en una comparecencia antes de que Urtaran hiciera público el resultado de la auditoría. Maroto ha señalado que el mismo interventor ha elaborado otro estudio a petición suya en el que se demuestra que ahorro en 2014 fue "14 veces superior" al de 2010.

"Entonces había un déficit de más de 43 millones y lo hemos dejado en superávit", ha recalcado Maroto, quien ha recordado al alcalde que, aunque "faltan 6 millones de euros" en la sociedad municipal de autobuses (Tuvisa), en Amvisa, la del agua, "hay 50 millones". "Parece que Urtaran quiere pintar una situación especialmente complicada para decir que la culpa es del PP y que tiene que pactar con Bildu", ha opinado.