Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El sector editorial se mueve

Eumo se alía con Cossetània y Angle y abandona Grup 62

Imagen de archivo de la 'Setmana del Llibre en Català'.
Imagen de archivo de la 'Setmana del Llibre en Català'.

Hace poco más de dos años, el sello tarraconense Cossetània y el manresano Angle decidieron fusionarse en 9 Grup Editorial, creando así el segundo conglomerado editorial en catalán detrás del gigantesco Grup 62. La premisa fundacional era la creencia de que la publicación en catalán necesita adquirir cuerpo industrial. En esa línea, 9 Grup Editorial lucirá desde ahora más musculatura con la inminente incorporación bajo su paraguas de la histórica editorial de la Universidad de Vic Eumo, que a su vez abandona el ámbito catalán del grupo Planeta, donde entró hace ahora cuatro años tras vender el 50% de sus acciones.

“Somos un sello pequeño, que factura por debajo del millón de euros y quizá eso provocó que no tuviéramos la atención que requeríamos de nuestro socio industrial”, resume esos cuatro años con Grup 62 Joan Turró, director general de la Fundación Universitaria Balmes, entidad gestora de la Universidad de Vic y propietaria de Eumo y que estos días ultima la recuperación de las acciones, lo que permitirá cerrar el acuerdo con 9 Grup Editorial.

Visto en perspectiva, el pacto entre Eumo y Grup 62, que aglutinaba 19 sellos, no parece haber sido muy beneficioso para la histórica editorial del ámbito educativo, creada en 1979 por la Escuela Universitaria de Maestros de Osona en Vic. Afectados por la caída de la distribuidora Arc de Berà y tras una clara pérdida de fuelle en el mercado que se tradujo en unos resultados muy negativos desde 2009, Eumo buscó un socio que le ayudara a mitigar las pérdidas y a redefinir el futuro ante el reto digital y la crisis del sector. Grup 62, por su parte, vio en el sello de Vic un catálogo de libros de manual universitario y de texto escolar que les permitiría ahondar en el mercado de la enseñanza. Pero la teoría no cuajó por la inexistencia de unos equipos potentes de promoción escolar, unido a un periodo de incertezas en los programas curriculares fruto de la pugna política. Por el camino, la plantilla se redujo de siete personas a dos. “En marzo de 2011 estábamos en peligro de extinción y hoy estamos consolidados; pero lo cierto es que no hemos conseguido crecer ni tampoco reciclarnos; en el consejo de administración hemos aprendido mucho de estos años”, desliza Turró.

La iniciativa debe redundar en una mayor presencia en el mercado

Quizá por ello, para el próximo acuerdo Turró pretende que la entrada de 9 Grup Editorial (a través de Imatge 9, empresa editora de Cossetània) oscile entre un 20 y un 30% del accionariado, sin descartar que pueda ser de forma gradual, pero “en cualquier caso, siempre estaría por debajo del 50%”. Eumo espera de su nuevo social industrial “que se involucre más y nos ayude en la organización empresarial”, lo que debería redundar en una mayor presencia del sello en el mercado. Por ello, será Xarxa de Llibres, la comercial de 9 Grup Editorial (que ya lleva una veintena de sellos catalanes independientes), quien se encargará de difundir y vender los libros de Eumo. Ésta mantendrá, en cambio, la distribución física de los volúmenes en Àgora, que mueve los libros de Grup 62 y de la propia Xarxa de Llibres.

“Somos de tamaños muy similares, hablamos el mismo lenguaje y su catálogo es perfectamente compatible con el nuestro”, contextualiza por su parte Jordi Ferré, director de 9 Grup Editorial, respetando de Eumo tanto la colección de poesía (“mientras sea mínimamente sostenible no molesta, no tenemos nada de ese género”) como elogiando la de textos de libros complementarios para profesores y padres, nacidos en el seno de una universidad con una prestigiosa facultad de educación.

No tiene Ferré tan claro, sin embargo, la viabilidad de los libros de texto, de los que, según se ha coincidido ya en las primeras negociaciones, podrían reducirse líneas de materias para concentrarse sólo en las de lengua. También queda por debatir el futuro de las tres revistas que edita Eumo. En cambio, parece vislumbrarse una gran baza en los títulos de ensayo de altura, como ha demostrado el libro de Josep Fontana La formació d'una identitat. Una historia de Catalunya, que se lanzó a finales de octubre del año pasado y que desde entonces ha llegado a vender 620 ejemplares a la semana, hasta superar ahora las 8.000 unidades y convertirse en uno de los best-sellers históricos de la tenaz Eumo.