Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Junqueras da aire a Mas con la negociación del Presupuesto de 2015

Dirigentes de Esquerra apuestan por no entorpecer las cuentas y permitir su debate

Oriol Junqueras y Artur Mas entran al hemiciclo del Parlament.
Oriol Junqueras y Artur Mas entran al hemiciclo del Parlament.

Artur Mas vio alejarse este sábado la posibilidad de que los presupuestos de la Generalitat para 2015 no pasen ni siquiera el primer trámite parlamentario. Esquerra Republicana de Catalunya, el partido que apoyó a CiU en Cataluña hasta hace un mes, se abrió a negociar las cuentas catalanas después de haber amenazado con una enmienda a la totalidad que dejaría a la Generalitat sin presupuestos en medio de las conversaciones por si hay que convocar o no elecciones anticipadas. Los republicanos no oficializarán su posición hasta el lunes, pero todo apunta a que podrían apoyar a CiU rechazando las enmiendas a la totalidad del resto de grupos de la oposición. Contar con presupuestos permitiría, en principio, que Mas no tenga que convocar elecciones hasta después del verano pero la decisión también dependerá de las exigencias de los republicanos.

El diputado de ERC y candidato a la alcaldía de Barcelona, Alfred Bosch, afirmó que la negociación está en marcha “de forma discreta”. “Estamos trabajando para conseguir unos presupuestos mucho más sociales”, resumió.

La paga extra y las inversiones que peligran

  • La Generalitat tendrá en 2015 unas necesidades de financiación de 22.481 millones, mientras que cuenta solo con 19.981 millones. Eso deja un agujero de 2.500 millones que Mas quiere cubrir fundamentalmente con recursos que deberá negociar con el Ministerio de Hacienda. Por este motivo la oposición ha calificado las cuentas de “ficticias”.
  • El Gobierno de Artur Mas defiende las cuentas porque de ellas depende, asegura restituir la paga extra a los funcionarios, así como la recuperación del 15% de la jornada y el sueldo de los trabajadores interinos.
  • También podría quedar colgado el retorno de una parte de la paga extra de 2012 que ha avalado la justicia.
  • La presión que ejerce el ejecutivo de CiU también se basa en las inversiones por valor de 458 millones que podrían quedar suspendidas. La principal obra es la línea 9 del metro, así como la prolongación de la línea del Vallès de Ferrocarrils de la Generalitat.
  • CiU también amenaza a ERC con no poner en marcha las llamadas “estructuras de Estado”, entre ellas, la Agencia Tributaria de Cataluña.

Los republicanos habían asegurado hasta ahora que los Presupuestos que defiende el Gobierno catalán son muy malos e imposibles de aplicar y se negaba a aprobarlos con el argumento de que lo que necesita ahora Cataluña son unas elecciones de carácter inmediato para medir el grado de apoyo del independentismo. El Gobierno catalán, sin embargo, ha intensificado la presión sobre los republicanos asegurando que de los presupuestos depende la recuperación de la paga extra de los funcionarios así como inversiones por valor de 458 millones.

ERC cambió de discurso este sábado. Según Bosch el cambio no obedece a las presiones de CiU. “De ninguna manera; la única presión que sentemos procede de los ciudadanos que lo pasan mal y por este motivo luchamos porque haya unos presupuestos que respondan mejor a sus necesidades”, dijo Bosch. Según fuentes de la dirección del partido ERC no quiere aparecer como responsable de que los funcionarios no recuperen la paga extra. Por eso algunos dirigentes apuestan por no entorpecer la tramitación de las cuentas y por presentar unos presupuestos alternativos sobre los que negociar.

A corto plazo el Gobierno de CiU necesita que los Presupuestos de 2015 pasen el primer trámite parlamentario, esto es el debate y votación de enmiendas a la totalidad que han presentado todos los grupos de la oposición excepto ERC. Para rechazar estas enmiendas CiU necesitaría el voto de ERC o bien la abstención de dos grupos. Después, el 5 de febrero, está prevista la votación final de las cuentas. Si ERC ayuda a CiU a tumbar las enmiendas a la totalidad la semana que mañana comienza comenzará una negociación más a fondo para adaptar las cuentas a las peticiones de los republicanos.

El secretario general de Unió, Ramon Espadaler, recordó que los presupuestos de la Generalitat para 2015 se pueden prorrogar si no logran el apoyo parlamentario suficiente y que, en tal caso, no sería necesario adelantar elecciones. En cualquier caso, la decisión definitiva de los republicanos la anunciará el lunes su líder, Oriol Junqueras.

Iceta: "la situación es un vodevil"

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, dijo ayer que CiU y ERC “quieren hacer la independencia, pero no son capaces de hacer un presupuesto juntos”, y que la situación parece un “vodevil”. Durante su intervención en el plenario sectorial de cultura del PSC, Iceta recordó que los socialistas se ofrecieron a apoyar los presupuestos, aunque el gobierno de la Generalitat rechazó el ofrecimiento porque pedían un “cambio de rumbo”. Eso es que Mas aparcara el plan soberanista.“En la política catalana llevamos cuatro años perdiendo el tiempo miserablemente. ¿Qué hemos sacado? ¿Qué hemos ganado? ¿Qué hemos hecho? Es un poco desesperante, no hay ningún avance”, señaló Iceta.

El líder socialista subrayó que “esta no es la manera de hacer avanzar el país” y que “así no se puede seguir”. Denunció también la “falta de empatía con los ciudadanos que más sufren”, porque si gobiernas y hay un paro superior al 20 %, ha dicho, “no hablas de otra cosa” hasta no haber removido los obstáculos para el relanzamiento económico, “en cambio aquí es absolutamente al revés, el tema es otro”. “No hemos tenido gobierno en cuatro años”, concluyó Iceta, quien se preguntó cómo es posible que se hayan perdido de vista los problemas y se haya fiado todo a un objetivo “irrealizable y no querido por la mayoría”.