Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El edil de Vall d’Alba reúne fincas donadas en su empresa

La sociedad iba a beneficiarse de la expropiación de la depuradora de Borriol

El coportavoz de la coalición Compromís en Castellón, Carles Mulet, aseguró ayer que buena parte del capital de Franvaltur, la empresa cuya sociedad comparte el cesado vicepresidente de la Diputación, Francisco Martínez, con sus hijos y que se iba a beneficiar de la expropiación para la depuradora de Borriol, procede de la aportación de fincas desde 2009, año en que se creó la empresa. Según afirmó, muchas de estas parcelas ya fueron objeto de polémica cuando se desveló que Martínez había heredado de particulares hasta 12 fincas. Los 2.704 metros cuadrados de Borriol que iban a ser expropiados por el ayuntamiento para construir la depuradora impulsada por el departamento de la Diputación que dirigía Francisco Martínez fueron aportados, dice Compromís, por su hija Andrea en 2012. Desde entonces, pertenecen a la empresa que los tres comparten.

El portavoz ecosocialista recordó que en 2007 se supo que Martínez junto a su madre habrían adquirido en breve tiempo varias parcelas en los términos municipales de Vall d'Alba y Borriol, la mayoría por donaciones de particulares. “Ahora, buena parte de estos terrenos, en partidas como la Lloma o Pla del Moro en Borriol, o en Tossal Roig, Mas de Roures, Bornell, Pou Ample, Pla de l'Arc, o una rústica valorada en 84.900 euros en la Pelejana, todo término de Vall d’Alba, además de alguna otra propiedad rústica en Les Useres, se han aportado a Franvaltur por Martínez”, aseguró Mulet.

Según dijo, la aportación de estas fincas a la sociedad, “no es ningún acto ilegal pero sí extraño, más si después vemos cómo sobre ellos pasan cosas como que la propia Diputación proyecta actuaciones y expropiaciones astronómicas como ha pasado con la depuradora de Borriol”.

Fue el portavoz de Compromís en Borriol, Silverio Tena, quien destapó, el mismo día que el pleno municipal tenía previsto aprobar la expropiación, que una de las parcelas incluidas en el proyecto eran propiedad de una empresa vinculada a la familia del ahora exvicepresidente de la Diputación. Después se supo que también el alcalde de Vall d'Alba era socio de Franvaltur.

Esta denuncia provocó la fulminante destitución de Martínez como vicepresidente y diputado de Infraestructuras (mantiene el acta) por parte del presidente Javier Moliner, quien alegó “pérdida de confianza”.