Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
PRIMER PLENO DEL CURSO LEGISLATIVO

El Parlamento rechaza suprimir las aportaciones subordinadas

EH Bildu se suma a PNV y populares para echar atrás la propuesta socialista

El 'lehendakari' Urkullu (derecha), junto al consejero de Empleo, Juan María Aburto, en un momento del pleno. Ampliar foto
El 'lehendakari' Urkullu (derecha), junto al consejero de Empleo, Juan María Aburto, en un momento del pleno.

La Cámara ha rechazado hoy, en su primer pleno ordinario del curso, debatir sobre la proposición de ley del PSE para suprimir el artículo de la Ley de Cooperativas que regula la figura de las aportaciones subordinadas, herramienta para que las cooperativas puedan ampliar su capital. Era una solución que planteaba el PSE para evitar el problema surgido en torno a esta vía de financiación de las cooperativas, ya que existen cientos de reclamaciones ante Kontsumobide en torno a Eroski y Fagor porque quienes compraron estos bonos no sabían que era un producto a perpetuidad, que no recuperarían hasta que no se liquidase la cooperativa en cuestión y hasta que todos sus cooperativistas cobrasen. Kontsumobide cree que lograrán una solución a corto plazo.

El PSE ha asegurado que no cuestionan “que la forma de capitalizarse de las cooperativas haya sido legal” y ha señalado la pertinencia de su propuesta porque las dos cooperativas que tienen el problema, Eroski y Fagor, “reconocieron que hoy en día no utilizarían esta vía”, según su parlamentaria Txaro Sarasua. Ante el criterio desfavorable del Ejecutivo a su propuesta, que se explica porque este es un problema de consumo, Sarasua ha señalado que para “ser consumo primero fue ley”, y ha defendido esta solución.

Su propuesta ha sido duramente criticada por PNV, EH Bildu y PP y únicamente ha logrado el apoyo, insuficiente, del único parlamentario de UPyD, Gorka Maneiro. Los tres primeros partidos han coincidido en censurar que los socialistas solo buscan derogar un artículo de la ley que evitaría financiar por esta vía a las cooperativas sin plantear una alternativa.

Felix Urkola, del PNV, ha argumentado su postura indicando que las cooperativas vascas “estarían en desventaja con otras empresas de Euskadi y con otras cooperativas de España” y el portavoz en materia de consumo del PP, Carmelo Barrio, ha censurado la proposición de ley del PSE porque entiende que es la “máxima expresión de la inseguridad jurídica” y es “peligroso” adoptar esta medida.

PNV, EH Bildu y PP mantienen que la solución hubiese supuesto problemas económicos a las cooperativas

Desde EH Bildu, Igor López de Munain ha sido mucho más contundente y ha centrado la responsabilidad del problema surgido en torno a esta manera de financiar a las cooperativas en las entidades financieras. El parlamentario ha recordado que ni BBVA ni Santander han querido comparecer ante la Cámara para explicar lo ocurrido. “A los afectados no les dais ningún tipo de solución, a las cooperativas les ponéis en una situación de quiebra”, ha añadido. Eso sí, ha reconocido que la propuesta socialista “tiene sentido” pero solo cuando se haya alcanzado una solución para quienes ya tienen aportaciones subordinadas de Eroski y Fagor.