Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lasquetty escenifica una negociación pero piensa aprobar su plan el día 20

Sindicatos y profesionales critican la dificultad de hacer propuestas sin tener datos

Varias sanitarias simulan la atención a pacientes en Sol. Ampliar foto
Varias sanitarias simulan la atención a pacientes en Sol. EFE

¿Puede un grupo de médicos elaborar en solo tres días un plan de ahorro de 533 millones alternativo al de una Administración que no hace públicos sus datos? A priori, parece complicado. Para Pedro González, presidente de la Asociación de Facultativos Especialistas de Madrid (Afem), organización que convoca la huelga indefinida de médicos en Madrid, es directamente “ridículo”. Su organización, junto con los representantes de los jefes de servicio de los hospitales, los coordinadores de los planes estratégicos y el Colegio de Médicos, se reunió ayer con el consejero de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty, y otros tres altos cargos. Era el primer encuentro en más de tres semanas de huelga indefinida.

Tras cuatro horas de reunión, Lasquetty aseguró que les ha pedido una propuesta alternativa “concreta y viable” y “lo antes posible”. A la pregunta de si su plan de sostenibilidad, que incluye la privatización de seis hospitales y 27 centros de salud que rechazan de plano los profesionales, queda suspendido hasta recibir las propuestas respondió que no. El plan del Gobierno se vota —y aprueba, dado que el PP tiene mayoría absoluta— dentro de los Presupuestos regionales el próximo jueves día 20. “No han aportado nada. La reunión era una estrategia para poder decir que hay negociación. Nos piden datos para dilatar esto, que llegue Navidad y poder desmontarlo”, explicaba ayer Pedro González. “¿Cómo vamos a dar cifras concretas si ellos, que son la Administración, no dan las suyas? Es un insulto a la inteligencia”, añadía.

El de ayer tenía que ser un día decisivo para resolver el conflicto sanitario, que solo en los primeros siete días obligó a aplazar cerca de 4.000 operaciones no urgentes. Los sindicatos de la mesa sectorial de sanidad (Satse, CC OO, Csit-UP, UGT, Amyts y Usae), además de CSI-F, se reunieron también a primera hora con la Consejería de Sanidad. Ellos sí presentaron propuestas, pese a calificar el encuentro de “paripé”, en palabras de Julián Ezquerra, secretario general de Amyts. Llevaron un documento de 12 páginas que empieza criticando la falta de transparencia del Gobierno regional y de cifras con las que trabajar. Pese a ello, los sindicatos proponen un ahorro de 501,8 millones de euros. De ellos, 136,2 proceden de la paralización de la privatización de seis hospitales —según sus cálculos, hechos a partir de los presupuestos y que Sanidad no ha refutado, privatizar sale más caro— y otros 126,5 de recortar en Atención Primaria. En farmacia dicen que se pueden ahorrar 62; en una central de compras, 150; en mejoras de gestión, 80 millones... Otra de las medidas de ahorro es suspender indefinidamente la apertura del hospital de Collado Villalba, pese a que cuesta 900.000 euros al mes estando acabado y cerrado.

Hoy sindicatos y Administración volverán a sentarse para analizar la propuesta. A la huelga de los médicos de Afem se suma esta semana la de CSIT-UP (de lunes a jueves) y la de los sindicatos en bloque (día 19 en hospitales y 20 en centros de salud). Ninguna está desconvocada porque el punto irrenunciable para todos es la privatización. Lasquetty aseguró ayer que es “el principal escollo”. En cuestiones como la jubilación forzosa a los 65 años, las jornadas de tarde en los hospitales para no pagar horas extra o la concentración de especialidades se podría llegar a un acuerdo, pero que seis hospitales y 27 centros de salud pasen a gestión de empresas es la línea roja de sindicatos y profesionales. El problema es que también, aunque desde el otro lado, parece la del Gobierno regional.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram