Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Camps le dijo a Crespo que contratara a Cuesta como gerente de Emarsa

El exgerente trabó relación con los Camps desde antes de su nombramiento en la sociedad

Una de las incógnitas del saqueo de Emarsa, la empresa que se dedicaba a depurar el agua de Valencia, es cómo llegó a la gerencia Esteban Cuesta, enfermero de profesión, sin ninguna experiencia en gestión empresarial que, según confesó al juez, antes de llegar al cargo no había visto “un pagaré” en su vida. En su lacónica declaración judicial de la semana pasada, Enrique Crespo, expresidente de Emarsa, exvicepresidente de la Diputación de Valencia y exalcalde de Manises con el PP, apuntó, sin embargo, que Cuesta había conseguido el puesto gracias a sus contactos dentro del PP, la formación que controlaba la empresa pública y a la que pertenecían buena parte de los imputados.

El contacto del exgerente, a quien el juez le ha impuesto una fianza de responsabilidad civil de 25 millones de euros, fue el expresidente de la Generalitat Francisco Camps, que le dijo a Crespo que contratara al enfermero, según confirman fuentes políticas.

Ya se sabía que Cuesta había trabado relación con los Camps desde antes de su nombramiento como gerente, en 2004, porque la mujer de Cuesta se encargaba de cuidar a los hijos del expresidente. El enfermero había sido nombrado años antes alcalde pedáneo de Benimàmet por la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, y era al mismo tiempo presidente del PP en el distrito de Pedanías del Oeste de la ciudad.

El exgerente de Emarsa fue el primero en implicar a Crespo, a quien el juez también le ha impuesto una fianza solidaria de 25 millones, en el caso. Después lo hicieron otros dos exresponsables de la planta, que aseguraron que Crespo era uno de los que se repartía cada mes 180.000 euros del dinero estafado a la sociedad pública mediante una trama en torno al tratamiento de los lodos. Cuesta también dijo que fue Crespo quien lo buscó para el cargo, algo que el exalcalde de Manises negó ante el juez. “Fue él quien se me acercó en un acto del partido y se ofreció para sustituir al entonces gerente, que acarreaba una grave enfermedad. Le dije que era un tema del partido, y que como todo tema de partido, tendría que buscarse apoyos para tener opción al nombramiento”, afirmó Crespo según fuentes conocedoras de su declaración.

Más información