La red social de Donald Trump, atacada antes de su lanzamiento

Un grupo de cibercriminales vinculado a Anonymous ha vandalizado una versión privada de la plataforma del expresidente

La aplicación de Truth Social, anunciada en la galería de Apple
La aplicación de Truth Social, anunciada en la galería de AppleCHRIS DELMAS (AFP)

Donald Trump anunció este miércoles la puesta en marcha de una nueva red social llamada Truth Social (Verdad Social). Al cabo de dos horas, la versión privada de esta página similar a Twitter —que expulsó al mandatario a principios de este año— fue profanada por un grupo de cibercriminales vinculado a Anonymous, informa The New York Times.

Los asaltantes crearon cuentas falsas para el expresidente, entre las que se encuentra Ron Watkins, teórico de referencia para las conspiraciones de QAnon, y Jack Dorsey, fundador de Twitter. Desde la cuenta de Trump, publicaron imágenes de cerdos defecando y diatribas llenas de insultos dirigidas a Dorsey, según se ha podido ver en capturas de la página distribuidas en otras redes sociales. Según los cibercriminales, el ataque forma parte de sus esfuerzos en la “guerra en internet contra el odio”.

Según explicaba el comunicado oficial con que se anunció Truth Social, el objetivo de esta plataforma es “crear un rival del consorcio de medios progresistas y luchar contra las grandes tecnológicas de Silicon Valley, que han usado su poder unilateral para oponerse a voces en Estados Unidos”.

La incipiente red social había abierto una lista de espera en la galería de aplicaciones de Apple, para invitar a los usuarios a unirse al sitio antes del lanzamiento. Según explicó Aubrey Cottle, pirata informático vinculado a Anonymous, al New York Times, esta publicación sirvió de punto de partida para lograr acceder al sitio. Una vez detectado el ataque, los desarrolladores de Trump Media&Technology —la empresa que gestiona Truth Social— bloquearon la creación de nuevas cuentas y cerraron la plataforma de desarrollo en respuesta al ataque.

El expresidente ya había intentado lanzar un blog personal en mayo, como respuesta a su expulsión de distintas redes sociales, pero cerró un mes después como resultado del poco alcance que lograban las comunicaciones lanzadas desde ese foro. Un rastreo del Washington Post reveló que las menciones a Trump se habían desplomado un 95% desde que sus cuentas en Twitter o Facebook fueran suspendidas.

Puedes seguir a EL PAÍS TECNOLOGÍA en Facebook y Twitter o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS