Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Oppo apuesta por el FC Barcelona y el oro para batir al iPhone en China

La marca asiática renueva su móvil estrella, el R9, con una versión del club de fútbol catalán que busca repetir el éxito de sus antecesores. Es uno de los móviles más finos del mercado y viene con detalles en oro de 18 kilates

El vicepresidente de OPPO, Wu Qiang, muestra la edición especial del R11.
El vicepresidente de OPPO, Wu Qiang, muestra la edición especial del R11.

Después de haber logrado vender en China más unidades que el iPhone con sus dos anteriores buques insignia, el R9 y el R9s, ahora Oppo busca repetir el éxito con los colores del FC Barcelona. Son los que ha adoptado en el cuerpo metálico de la nueva edición de su último smartphone, el R11, que se presentó anoche en Shanghái durante un espectáculo psicodélico lleno de láseres de colores y música electrónica. “Queremos poner al alcance de los fans del club la tecnología más avanzada”, explicó el vicepresidente de Oppo, Wu Qiang, en el evento al que acudió EL PAÍS. “Es la tercera vez que colaboramos, pero nunca habíamos sido tan ambiciosos”, sentenció.

En el primer mes desde que se puso a la venta, la versión estándar del R11 ha logrado aumentar las ventas del anterior buque insignia en un 150%. Ahora, Oppo busca acceder a un público más selecto que busca tecnología para diferenciarse y marcar su estatus, algo que, hasta ahora, parecía reservado a Apple. “Cada vez más clientes exigen productos distintivos, con un mejor diseño y con un hardware más avanzado. Ya no es suficiente contar con una sola característica sobresaliente, y es necesario también ofrecer una gran relación calidad-precio. Si desde el R9 hemos logrado ventas tan espectaculares es porque hemos alcanzado un equilibrio óptimo”, añadió Wu.

El precio del aparato es de 440 euros, solo 60 más que versión estándar. Sin embargo,  no estará disponible de forma oficial en España, se tendrá que adquirir a través de tiendas no oficiales o canales de importación paralela, como Aliexpress

Sin duda, el R11 no es el smartphone más rápido del mundo, ni el que cuenta con la cámara con más megapíxeles. Sin embargo, todos los parámetros resultan notables. Monta un chip Qualcomm Snapdragon 660, con ocho núcleos que trabajan a una frecuencia máxima de 2,2 Ghz., y lo acompaña de 4GB de memoria RAM y de 64GB de almacenamiento interno que se pueden ampliar mediante una tarjeta MicroSD montada en la segunda ranura de la doble SIM. Son especificaciones que lo dejan por detrás de otros modelos similares, como el OnePlus 5 o el Xiaomi Mi6, pero que resultan más que suficientes para la mayoría de los usuarios.

El R11 utiliza una pantalla FHD de 5,5 pulgadas y sus dimensiones lo hacen especialmente manejable. Destacan especialmente su grosor de 6,8 milímetros -0,5 menos que el iPhone 7 Plus, con cuyo diseño guarda parecidos más que razonables-, que lo convierten en uno de los móviles más finos del mercado, y su ligereza, ya que pesa solo 150 gramos. A pesar de ello, Oppo ha mantenido el puerto Jack para auriculares, en peligro de extinción, y ha logrado incluir una batería de 3.000 mAh. que se carga en un 65% en solo media hora.

En cualquier caso, Wu puso ayer el énfasis en la cámara dual del terminal. “Nuestros empleados son especialmente jóvenes, tienen una media de edad de 30 años y saben bien lo que quiere la gente de su generación. Por eso dejamos en sus manos decisiones importantes. Una de ellas ha sido la elección de la cámara, con la que queremos ofrecer al público joven la mejor experiencia de fotografía”, aseguró el vicepresidente.

Sin duda, Oppo no ha escatimado a ese respecto: monta un gran angular tan luminoso como el del Samsung Galaxy S8 -f 1,7- y una segunda lente tele que permite hacer un zoom óptico de 2 aumentos con una luminosidad f 2,6. El primero está emparejado con un sensor de 16 megapíxeles y el segundo cuenta incluso con más resolución, 20 megapíxeles. Por su parte, la cámara selfi, siempre uno de los puntos más fuertes de la marca china, viene con un sensor de 20 megapíxeles -entre los más generosos del mercado-.

Pero el gran elemento diferenciador del nuevo R11 es su diseño. “El contraste entre los colores azul y grana del club es ya un clásico de la moda”, comentó el joven que se ha encargado de darle forma, y que se presentó únicamente por su apellido, Ren. “En este caso hemos utilizado la proporción áurea para dividir la parte azul de la escarlata. Las hemos separado grabando con una punta de diamante una línea de 0,4 milímetros que hemos recubierto con oro de 18 quilates, el mismo que hemos utilizado para bañar el bisel de la cámara y el logotipo del Barcelona”.

El diseño del cuerpo metálico se ha inspirado en la proporción áurea y cuenta con una línea de oro de 0,4 milímetros separando los colores blaugranas. ampliar foto
El diseño del cuerpo metálico se ha inspirado en la proporción áurea y cuenta con una línea de oro de 0,4 milímetros separando los colores blaugranas.

Ren afirmó que el metal precioso representa el honor del club, pero es evidente que se trata de una estrategia comercial para atraer al público asiático, al que los dorados le parecen especialmente atractivos. “El baño de color en el metal es un proceso complicado que requiere de tres capas, la roja, un baño adicional de fijación, y finalmente la azul. Hemos necesitado 200 intentos hasta dar con la fórmula de producción correcta”, dijo el diseñador. Para rematar el conjunto, el R11 cuenta con un sistema operativo -ColorOS, basado en Android 7- que incluye fondos de pantalla e iconos con motivos futbolísticos. “A pesar de ello, creemos que el móvil puede resultar atractivo también para quienes no sean fans del Barcelona”, apostilló Ren.

El precio del aparato parece muy comedido: 3.499 yuanes (440 euros al cambio), que suponen un incremento de solo 500 yuanes (60 euros) sobre el precio de la versión estándar. Sin embargo, sorprendentemente no estará disponible de forma oficial en España, por lo que quienes quieran adquirirlo tendrán que hacerlo a través de tiendas no oficiales o a través de canales de importación paralela como Aliexpress.

Cuenta con una cámara de 'selfi' de 20 Megapíxeles

A pesar de que todavía no se ha atrevido a dar el salto a mercados desarrollados como Europa o Estados Unidos, Oppo continúa con una impresionante trayectoria ascendente apuntalada sobre todo en China e India. Y, a diferencia de lo que hacen algunos de sus competidores, está presente sobre todo en ciudades pequeñas y a través de tiendas físicas offline. Por si fuese poco, no explota la gama más económica, como hacen Xiaomi o Meizu.

“El precio medio de los móviles está creciendo continuamente. Los que cuestan entre 1.000 y 3.999 yuanes (126 - 506 euros) son ya el 57% del total -suponían un 42% en enero de 2016-, mientras que los de menos de 1.000 yuanes han caído al 33% -eran el 46% en enero del año pasado-. Por su parte, los de la gama más alta se mantienen invariables en un 10%”, justificó Wu. De momento, según datos del segundo trimestre de este año recopilados por Strategy Analytics, la estrategia le funciona a la empresa de Shenzhen: Oppo es el cuarto fabricante que más móviles vende en el mundo -29,5 millones entre abril y junio- y el líder en China.

Más información