Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Microsoft presenta su primer portátil para competir con Apple

La firma electrónica de Redmond consigue que el teléfono Lumia también funcione con Windows 10, como un PC

Windows 10: El primer ordenador portátil de Microsoft, el Surface Book Ampliar foto
El primer ordenador portátil de Microsoft, el Surface Book.

Microsoft lleva el nuevo sistema operativo Windows 10 al bolsillo y más allá. Y lo hace con la presentación de una gama completa de dispositivos propios para dar unidad a todo el ecosistema Windows y así atraer la atención de un público que se debate entre Google y Apple, para demostrar que puede aportar al mercado algo diferente, como hizo con la tableta híbrida Surface. Para ello consigue que el teléfono Lumia funcione como un ordenador y presentó su primer ordenador portátil, el Surface Book.

El escenario elegido para la rotunda puesta en escena fue la sede central de la oficina de correos en Nueva York, uno de los edificios más icónicos en la ciudad de los rascacielos, a espaldas del Madison Square Garden. Podía haber sido la excusa para anunciar que la aplicación de Gmail llegaba a los usuarios de Windows 10, como la hay disponibles para el iOS de Apple. Pero el asalto al duopolio llegó por otro lado y fue rotundo.

Un Lumia conectado a una pantalla y a un teclado funcionando como un ordenador ampliar foto
Un teléfono móvil Lumia conectado a una pantalla y un teclado, funcionando como un ordenador.

El primer salvo sonó con Project X-Ray para las gafas de realidad virtual Hololens. El sistema convierte cualquier habitación de la casa en un escenario para videojuegos, creando hologramas que interactúan con los objetos reales. El segundo sonó con una nueva pulsera electrónica ligeramente más ancha, con un diseño que optimiza mejor la pantalla, mejora la integración del asistente de voz Cortana y le añade barómetro para medir la elevación en tiempo real mientras se hace ejercicio.

En la mente de Satya Nadella, los dispositivos son una pieza en una estrategia más compleja en la que la productividad es el pilar central de Microsoft. El Windows 10 está disponible desde hace 10 semanas para su descarga en ordenadores personales y tabletas, con más de 110 millones de copias instaladas por todo el mundo. Pero los verdaderos rivales en el mercado de los dispositivos móviles son el iOS y Android. Una arena en la que es prácticamente inexistente.

Emulando al PC

La carga de fondo llegó así con los teléfonos Lumia 950 y 950 XL. La idea es reinventar la categoría de móviles para que sean más productivos. Los dos modelos, de 5,2 y 5,7 pulgadas, integran procesadores Hexacore y Octacore, además de dos antenas para conseguir la mejor conexión posible. La cámara posterior tiene una resolución de 20 megas. La capacidad de almacenamiento es de 32 gigas. Además, mantiene el puerto para tarjeta de memoria SD.

Microsoft completa, con el portátil, su ecosistema de productos para que las nuevas generaciones adopten el Windows 10

Esta potencia la utiliza para conseguir que el nuevo Lumia funcione como un ordenador personal. “Hemos puesto el alma en esto”, aseguró Panos Panay en la presentación, “porque queremos los dispositivos más productivos del planeta”. Gracias a un puerto externo con seis conectores, el Lumia logra emular un ordenador de sobremesa cuando se conecta a una pantalla y a un teclado. La experiencia con el teléfono no se rompe, porque funciona de manera independiente.

El salto hacia la productividad es similar al que hizo con la Surface Pro, la tableta pensada para sustituir el portátil. La cuarta versión es más fina, de 8,4 milímetros de espesor. La pantalla tiene una dimensión de 12,3 pulgadas sin aumentar el tamaño de su predecesora y cinco millones de píxel, con 267 PPI de resolución. La Surface Pro 4 es un 30% más potente. “El Mac Book Air es un producto magnífico, pero no el mejor”, insistió Panos, que se reservó el gran anuncio para el final.

Primer portátil

Microsoft entra ahora también en la guerra de los ordenadores portátiles con un dispositivo de 13,7 pulgadas que pretende ser la competencia del Mac Book Pro. Era un negocio que se había dado por muerto con la llegada de las tabletas, pero no para Microsoft. El Surface Book, asegura Panos, es dos veces más rápido que su rival de Apple. La pantalla es táctil, con seis millones de píxel y 267 PPI de resolución. Además, soporta la pluma electrónica de la tableta y el teclado se puede desconectar.

El portátil Surface Book sale con el doble de potencia que su rival de Apple, el Mac Book Pro

Microsoft apostó hace tiempo por las tabletas para profesionales. Es un nicho en el que Apple se mantuvo al margen hasta hace un mes, cuando introdujo el iPad Pro. La nueva Surface Pro y el Surface Book, y la combinación con el omnipresente sistema operativo Windows, le da en principio ventaja para contrarrestar las ambiciones de la firma de Cupertino con el iPad Pro y de la surcoreana Samsung. Google le imita también con la Pixel C y Lenovo con Miix700.

El problema de Microsoft es que las nuevas generaciones tienen especial sensibilidad hacia Apple y los Mac son los ordenadores preferidos de los jóvenes. El Surface Book busca así encontrar la manera para llegar a ese público, para que adopten Windows 10. Por eso tenía que completar el ecosistema. El portátil de Microsoft saldrá a la venta el próximo 26 de octubre, a un precio de 1.499 dólares. Lo hará el mismo día que la Surface Pro 4, al precio de 899 dólares. Los Lumia estarán disponibles por 549 y 649 dólares respectivamente mientras que la pulsera se ofrece a 249 dólares.

Más información