Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Neil Young recoge un millón de dólares en Kickstarter en un día

En abril lanzará su reproductor de alta fidelidad Pono, alternativa a los iPod

Neil Young habla del Pono en el festival tejano South By Southest.
Neil Young habla del Pono en el festival tejano South By Southest. FilmMagic

Neil Young ya tienen más cerca su sueño. Pono, un reproductor digital de alta fidelidad, será lanzado en los próximos meses gracias al apoyo que ha recibido en el sitio de financiación colectiva Kickstarter.com. En el primer día de publicación de su proyecto, el martes, había recogido más de un millón de dólares para iniciar su fabricación. En el segundo ya tenía 1,5 millones de dólares de casi 5.000 personas.

Neil Young, un obseso de la calidad de la reproducción musical, durante muchos años prohibió que su música fuera editada en MP3. Solo con el sistema blue-ray dejó que se recopilara toda su obra; su sueño era un aparatito como el iPod, pero con la vieja calidad de sonido, artesanal y humano.

Un vídeo de músicos y fans como Elton John, David Crosby, Bruce Springsteen o Arcade Fire, impulsa el proyecto de Young con la promesa de que Pono ayuda a transmitir "el sentimiento, espíritu y emoción que los artistas ponen en sus grabaciones originales de estudio".

Miles de personas han puesto dinero a cambio de algo, bien un póster firmado por el roquero (cien dólares más gastos de envío en un edición limitada a 500 ejemplares, ya cubierta) o 200 dólares a cambio de recibir en octubre el Pono, con un descuento de casi 100 dólares. Esta promoción también se ha agotado. Por 400 dólares, Young promete un aparato con su firma y la música de Beck, Patti Smith y los Foo Fighters, entre otros.

Neil Young recoge un millón de dólares en Kickstarter en un día

“Pono es música, es de la gente que hace la música, nuestro sonido cuando estamos en el estudio", explica Young en el vídeo promocional. El músico pretende también vender música en la tienda online PonoMusic para garantizar la calidad de las grabaciones.

El aparato PonoPlayer tiene dos salidas, una convencional para auriculares personales, y otra para escuchar la música en el estéreo de casa o del automóvil o con el PonoMusic, para reproducir la música en público y con la misma calidad.

El sistema de compresión MP3 es mucho mayor que el de anteriores sistemas, como el CD, y aún más que el disco de vinilo por lo que permite almacenar mucha música en pequeños aparatos móviles, como el iPod, que dio origen al fenómeno, o los actuales smartphones. Pero a cambio de esa compresión se pierde mucha información, es decir, detalles de una grabación musical, "la emoción", como dice Neil Young. El PonoMusic promete reproducir hasta 30 veces más datos que los actuales MP3.

Neil Young ha tenido suerte de vivir en Estados Unidos y, por tanto, que no le afecte la ley que trata de promulgar el Gobierno de España, pues bajo ese texto no podría conseguir todo el dinero que va a recaudar cuando cierre la cuestación el 15 de abril.

Bajo la "regulación" del crowdfunding español, el promotor no puede recaudar más de un millón de euros, los inversores no puedan dar más de 3.000 y el sitio que se dedica a ese negocio, que en este caso sería el norteamericano Kickstarter, debe tener un seguro de responsabilidad de 150.000 euros.

Gracias a que Estados Unidos no tiene la "regulación" española, solo el sitio Kickstarter -su segundo rival a distancia es Indiegogo- ha logrado captar en sus seis años de vida más de mil millones de dólares (la mitad en el último año) para 100.000 proyectos, de los que más de la mitad consiguieron el dinero que necesitaban. En el caso de Indiegogo, el porcentaje de éxito no llega al 10%.

En la legislación norteamericana sobre esta nueva forma de financiación al margen de bancos y sociedades de capital riesgo, se limita el dinero invertido a un porcentaje del patrimonio o de las ganancias anuales del inversor; en cualquier caso hay que diferenciar entre el crowdfunding para invertir en start ups, y el crowdfunding de "recompensa", en donde se pone dinero a cambio de recibir el objeto pronto y con descuento, que sería el caso de la iniciativa de Neil Young.