Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

IFTTT pone todo bajo control

La aplicación crea normas y automatismos para que el internauta ahorre tiempo en sus actividades cotidianas

Ejemplo de regla basada en la localización de un usuario de Facebook.
Ejemplo de regla basada en la localización de un usuario de Facebook.

“Si mañana llueve, mándame un SMS avisando”, “si me etiquetan en Facebook, que la foto se guarde en Google Drive”, “si tengo un seguidor nuevo en Twitter, hay que contestar con un agradecimiento”, estas son algunas de las recetas que se pueden programar en IFTTT, las siglas en inglés, de “Si pasa esto, entonces haces aquello” (If this, then that).

Una de las reglas básicas de programación se convierte en aplicación para iPhone e iPad o un servicio web. Aunque esto no debe espantar a nadie, al contrario. A medida que se explora y se mezclan servicios se descubren las muchas posibilidades de este programa de moda, en inglés y gratis. Basta con registrarse para empezar a explorar posibilidades.

Cada norma se denomina ‘receta’, como en la cocina. Por suerte, no tienen complicación y hay un gran catálogo para empezar a explorar automatismos que ayuden a ahorrar tiempo, guardar mejor los datos o mantener a raya las redes sociales.

Ejemplo de historial de recetas usadas.
Ejemplo de historial de recetas usadas.

Las fotos, contactos o recordatorios pueden ser parte de una de estas recetas. Por ejemplo, se puede integrar Dropbox o Google Drive para que se almacene cada nueva imagen en una carpeta. O guardar en una hoja de cálculo de Google Docs cada correo nuevo que se añada a la agenda.
Las hay prácticas, como guardar las fotos de Instagram en Google Drive para tener una copia, o añadir, y algo más exhibicionistas, como poner en Twitter cada foto en la que se nos etiquete en Facebook. También se puede crear una regla de correo para que se avise con un SMS si llega un paquete de Amazon que se espera.

Otros ejemplos: Felicitar el año en Facebook en el mismo momento en que llegue el 2014. Sí, también hay una receta para eso. O guardar en un calendario de Google los sitios en los que se ha hecho check-in, para así saber en dónde se estuvo cada día. Muy práctico si se va de viaje.

Las posibilidades son muy amplias. Después se pueden compartir para que otros usuarios las comiencen a usar. Basta con tener una idea para crear una nueva norma. La aplicación muestra cuáles son las más valoradas, usadas y las últimas que marcan tendencia.

La cantidad de servicios para conectar entre sí no deja de crecer. Jawbone, una pulsera que mide la actividad motriz e indica la cantidad de calorías consumidas, es de las últimas en sumarse. Si se conecta IFTTT con ciertas lámparas de Philips se puede pedir que las enciendan al levantarse de la cama o que nos mande un correo de felicitación por cada meta (casi siempre referidas a pérdida de peso) que se consiga.

Los desarrolladores están trabajando para integrar Google Glass en esta aplicación. De momento, se puede hacer que aparezcan en pantalla de las gafas cada foto que se hace con el móvil o recibir los resultados deportivos de la cadena ESPN.

IFTTT ha sido creada por Linden Tibbets, que hace un año recibió 8 millones de dólares de financiación por parte del inversor Andreessen Horowitz. En la actualidad, la aplicación ofrece 78 servicios añadidos y da trabajo a 21 personas en su sede de San Francisco (California).