Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
MWC - Mobile World Congress

Nokia insiste con móviles, ahora rebajados a 15 euros

Stephen Elop manifiesta que con los nuevos aparatos el futuro de la empresa está asegurado

El gigante herido ha levantado hoy la cabeza en el Mobile World Congress en Barcelona. Y ha sacado un arma poderosa: la bajada de precios con un destino claro, los países emergentes, pero también en Europa. El fabricante finlandés Nokia ha presentado cuatro nuevos modelos con dos premisas, precio y diseño.

El más barato entra la gama de móviles básicos (no smartphone) es el Nokia 105 que solo costará 15 euros, antes de impuestos. Se trata de un 3G básico con radio FM, linterna y una larga duración de batería (35 días en espera). Se distribuirá progresivamente por China, Egipto, India, Indonesia, Nigeria, Rusia, Vietnam y otros mercados de África, Oriente Medio, Asia Pacífico y Europa.

Otro básico es el Nokia 301, que acepta dos tarjetas SIM a la vez, además de una cámara con multidisparos y audioguía para autorretratos. Este ya costará 65 euros y se venderá en más de 120 países. “Redefinir y mejorar las cosas que hace la gente cada día, incluso cargar el móvil. Si mejoramos esas experiencias, la gente podrá centrarse en otras actividades”, ha explicado el máximo responsable de diseño de la compañía finlandesa, Marko Ahtisaari, segundos antes de presentar un práctico cargador inalámbrico para el coche.

La familia de los teléfonos inteligentes Lumia incorpora dos nuevos modelos, el Lumia 720, disponible en cinco colores a un precio de 249 euros, y el Lumia 520, que se convierte en el smartphone de Nokia más barato con Windows Phone 8 (saldrá a la venta con un precio de 139 euros).

Al ofrecer mejores experiencias a precios más reducidos, Nokia tiene las herramientas para ganar la batalla

“Al ofrecer mejores experiencias a precios más reducidos, Nokia tiene las herramientas para ganar la batalla”, ha asegurado Stephen Elop, máximo responsable de la empresa. El modelo Lumia 720 destaca por su cámara con ópticas exclusivas, su delgadez y su cargador inalámbrico.

Durante el cuarto trimestre de 2012 Nokia obtuvo beneficios por 375 millones de euros, un logro comparado con los 974 millones de pérdidas durante el mismo periodo del año anterior. En cuanto a las cifras de teléfonos vendidos fue de 86,3 millones de terminales, un 24% menos que en el cuarto trimestre de 2011.

De momento la mayor sangría la está teniendo en los smartphones, donde sus ventas se han desplomado un 50% respecto al año anterior. En plena travesía del Symbian al Windows 8, Nokia tiene que enfrentarse a una competencia con años de desarrollos y objetivos muy claros, tanto por la gama alta (Apple, Samsung, Huawei, LG), como por la baja (ZTE, pero también Samsung o  Huawei).


Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >