España y otros 10 países superan los límites de emisiones contaminantes

Es el tercer año consecutivo en el que incumple el tope marcado de óxidos de nitrógeno El transporte por carretera contribuye al 40% de este tipo de emisiones en Europa

Un autocar expulsa gases por el tubo de escape circulando por el carril bus de la Gran Vía madrileña.
Un autocar expulsa gases por el tubo de escape circulando por el carril bus de la Gran Vía madrileña. samuel sánchez

España y otros 10 países europeos superaron en 2012 los límites de emisiones contaminantes que tienen asignados en la legislación comunitaria, principalmente por culpa de las emisiones que genera el transporte por carretera. La Agencia Europea del Medio Ambiente (EEA, en sus siglas en inglés) ha divulgado hoy los últimos datos acerca del cumplimiento de la directiva europea de techos nacionales de emisión, y ha señalado a estos 11 países incumplidores: Luxemburgo, Austria, Alemania, Francia, Bélgica, Irlanda, Malta, España, Eslovenia, Holanda y Dinamarca. En 2011 fueron 10, es decir, uno menos, los Estados que no cumplieron en al menos uno de los contaminantes.

La directiva europea de techos nacionales de emisión estableció el año 2010 como el primero en el que se debían cumplir unos límites fijados de cuatro contaminantes muy nocivos que provocan no solo problemas de salud pública (enfermedades respiratorias, por ejemplo) sino también medioambientales, como la acidificación del suelo y daños a la vegetación. Los Estados miembros no podían rebasar unos máximos de dióxido de azufre, compuestos orgánicos volátiles (COV), amoníaco y óxidos de nitrógeno.

Son estos últimos, los que proceden en gran medida del tráfico, los que generan más incumplimientos. Si en 2011 fueron siete los países que excedieron su techo, en 2012 vuelven hacerlo la misma cantidad de Estados. Entre ellos, España, que sin embargo ha mejorado su situación con respecto a 2011 según los datos conocidos hoy. España emitió un 6% más de lo permitido. La directiva (2001/81/CE) establece unos techos nacionales de emisión, es decir, una cantidad máxima de cada contaminante expresada en kilotoneladas que cada Estado puede emitir en un año.

"La contaminación atmosférica es todavía un problema muy real", ha asegurado el director ejecutivo de la Agencia, Hans Bruyninckx. Ha añadido, según recoge una nota de prensa de la EEA, que solo hay que recordar las altas concentraciones de contaminantes registradas en las últimas semanas en amplias zonas de Europa Occidental. "Tenemos que mejorar la situación recortando más emisiones. Las nuevas tecnologías pueden ayudar, pero también tenemos que animar a los ciudadanos a que adopten medidas, por ejemplo impulsando alternativas al uso del coche", ha señalado.

Los Estados miembros incumplidores se enfrentan a sanciones si vulneran continuadamente los límites establecidos.La EEA destaca que, pese a los múltiples incumplimientos de los países, las emisiones globales de los cuatro contaminantes han descendido en la UE en 2012 con respecto al año anterior. 

Sobre la firma

Es corresponsal de EL PAÍS en Alemania. Antes se ocupó de la información judicial y económica y formó parte del equipo de Investigación. Como especialista en sanidad, siguió la crisis del coronavirus y coescribió el libro Estado de Alarma (Península, 2020). Es licenciada en Traducción y en Periodismo por la UPF y máster de Periodismo UAM/El País.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción