El ladrillo se ha comido el 23% del litoral español desde 1987

Greenpeace denuncia que se han estado construyendo dos hectáreas diarias en la costa Los ecologistas desgranan los datos por municipios, señalando a los 25 más destructores

Entre 1987 y 2005 el ladrillo se ha comido hasta un 23% de la costa a un ritmo de dos hectáreas diarias (equivalente a dos campos de fútbol) en la franja de los primeros 500 metros de litoral. Esto es lo que se desprende del informe Destrucción a toda costa 2013, que Greenpeace elabora cada verano desde hace unos años para advertir sobre la progresiva urbanización a la que se ve sometida la costa española. Si en 1987 había 58.000 hectáreas construidas, en 2005 ya eran 72.000. La realidad podría ser incluso peor que la descrita en el informe si se incluyeran los últimos ocho años, según advierten los ecologistas en el estudio.

Los datos, extraídos del proyecto europeo Corine Land Cover, se basan en imágenes de satélite procesadas por el Instituto Geográfico Nacional (IGN), en el que se analiza el aumento de superficie construida en la costa comparando imágenes de 1987, 2000 y 2005. El estudio toma como referencia los primeros 500 metros de costa, ya que era el límite que regulaba la anterior Ley de Costas. A lo largo de esta franja, existen en España cerca de 500 municipios pertenecientes a 23 provincias distintas.

La Comunidad Valenciana es la que más porcentaje de su costa tiene construida: un 51%

Por comunidades autónomas, la Comunidad Valenciana es la que más porcentaje de su costa tiene construida. Un 51% de los primeros 500 metros del litoral valenciano está urbanizado. La comunidad con menos ladrillo es Asturias, con solo un 9% de la superficie. Si se atiende exclusivamente a elementos geográficos, la costa mediterránea es la que está más ocupada (un 43%) mientras que la cantábrica es la que menos (un 16%). Las costas que más han aumentado su ocupación entre 1987 y 2005 han sido Baleares, con un aumento del 37%, y las Islas Canarias, con un 36%. Si atendemos al número de hectáreas, la costa más destruida es la andaluza, con 14.065, seguida de Canarias, con 10.931 hectáreas.

Una de las principales novedades del informe es que desgrana la información por municipios, señalando a los 25 más urbanizados (incluyendo un top 10) así como los que tienen menos ladrillo en sus costas. Entre los pueblos que tienen más de 1.000 hectáreas de superficie municipal en la franja de 500 metros, los que menos han construido en su litoral son Fuencaliente de La Palma (La Palma), Vallehermosos (La Gomera) y Villaviciosa (Asturias).

El estudio también advierte de las localidades que pueden tener riesgo de inundaciones como consecuencia del cambio climático y por el hecho de haber sido amnistiadas en la nueva Ley de Costas. El informe destaca Isla Cristina, Pedregalejo y Punta Umbría en Andalucia; Mazarron y Cabo de Palos en Murcia; Empuriabrava, Santamargarida y Marina Port d'Aro en Cataluña.

Como dato positivo, Greenpeace menciona el parón que ha sufrido la construcción en España desde 2008 por culpa del estallido de la burbuja inmobiliaria. No obstante, advierte de que la principal amenaza no es tanto la superficie urbanizada si no la declarada como urbanizable. De seguir el ritmo de construcción que ha habido entre 1987 y 2005, la costa española quedaría de aquí 124 años sin un solo metro libre de ladrillo.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción