Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La UE aprueba 210 millones de ayudas para cubrir los daños por el brote de 'E.coli'

España y otros países de los Veintisiete votan en contra.- Esta cifra cubre en torno al 50% de las pérdidas de los agricultores europeos por la crisis sanitaria

Un comité de expertos de los 27 países de la Unión Europea ha decidido hoy aceptar la oferta del comisario de Agricultura, Dacian Ciolos, de crear un fondo especial dotado con 210 millones de euros para cubrir en torno al 50% de las pérdidas económicas sufridas por el sector hortofrutícola europeo, sobre todo por el español, como consecuencia de la crisis sanitaria originada por el brote letal de E.coli en Alemania. España y otros países han votado en contra ya que reclamaban más dinero.

La semana pasada, ante las protestas recibidas, Ciolos subió su oferta de compensaciones desde los 150 millones de euros que había propuesto inicialmente hasta esos 210 millones, que cubren el 50% de los precios de referencia para el conjunto de los agricultores, precios de referencia que son resultado de la media de las campañas 2008-2010, informa Ricardo Martínez de Rituerto. Asimismo, esos 210 millones compensan, además de los daños sufridos por los productores de pepinos, lechugas y tomates, a quienes cultivan calabacines y pimientos. Los productores miembros de agrupaciones profesionales podrán seguir teniendo acceso a mecanismos de socorro ya existentes, lo que les permitirá resarcirse del 70% del siniestro.

Pese a que nueve países, entre ellos España, Francia y Alemania, firmaron en Luxemburgo un documento reclamando que las ayudas cubran entre el 90% y el 100% de los perjuicios, los servicios del comisario de Agricultura creen que los 210 millones acabarán por ser aceptados. Fuentes de la Comisión Europea han señalado a Efe que, aunque el objetivo de Bruselas es convencer al máximo número posible de países, considerarán suficiente una mayoría cualificada. De no salir adelante la propuesta de ayudas del Ejecutivo comunitario, será necesario iniciar un proceso más complejo que podría retrasar la entrega de las indemnizaciones.

Bruselas calcula que, de lograr la aprobación hoy, la Comisión recibiría las estimaciones de daños de los Estados miembros el 22 de julio y estaría en condiciones de comenzar a otorgar las compensaciones antes del final de ese mes.