Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La UE descarta conceder nuevas ayudas para paliar la caída del consumo de pollo por la gripe aviar

Los ministros europeos proponen controlar a los viajeros que vengan de países afectados

El Consejo de Agricultura de la UE ha descartado por el momento otorgar ayudas económicas extraordinarias a los productores afectados por el descenso en el consumo de pollo por la llegada de la gripe aviar a Europa. Tras el hallazgo de aves contagiadas en Francia, Alemania, Austria, Italia, Grecia y Eslovenia, y ante el temor a que la enfermedad se extienda a toda Europa y afecte gravemente al sector avícola, estos países habían solicitado la reunión del Consejo agrícola con la esperanza de que autorizara nuevas ayudas. No ha sido así, pese a que los países interesados han recordado hoy el descenso en picado del consumo, que en el caso de Italia y Grecia es de un 70% y un 40%, respectivamente.

La comisaria europea de Agricultura, Mariann Fischer Boel, ha indicado que por el momento no son necesarias ayudas excepcionales de mercado en favor de los productores afectados por la alarma que ha creado la gripe aviar. Según la comisaria, ese tipo de actuaciones pueden aprobarse si también se decretan medidas veterinarias que "restringen la libre circulación" y en consecuencia crean "graves" alteraciones del mercado. Esta responsable ha considerado que la situación actual en la UE, donde el virus H5N1 -el más letal- se ha detectado sólo en aves silvestres de siete países, "no crea grandes limitaciones" al comercio de carne y de huevos, ni justifica compensaciones excepcionales.

En todo caso, si la situación se agrava debido a la evolución de la enfermedad, la Comisión examinará de nuevo la posibilidad de actuaciones excepcionales, si las solicitan los países comunitarios, ha garantizado esta comisaria. Asimismo, la comisaria se ha referido a actuaciones ya previstas, como ayudas nacionales, que previamente los Estados miembros deben notificar a Bruselas ó un instrumento habitual de este sector, las restituciones o ayudas a las exportación. La ministra de Agricultura, Elena Espinosa, ha señalado que estas ayudas a la venta exterior, cuyo importe ha aumentado este año la Comisión, pueden ser beneficiosas para los productores avícolas.

'No' a una vacunación generalizada

Desde comienzos de año las restituciones para la exportación de pollos enteros han aumentado seis euros por cada cien kilogramos, con lo que la dotación pasa de 24 a 30 euros por cada cien kilos. La ministra ha dicho que este aumento "no es nada despreciable", porque significaría 50 de las antiguas pesetas por unidad de pollo. En cuanto a la posibilidad de establecer ayudas estatales, Espinosa ha resaltado que por el momento no hay apoyos nuevos y que la Comisión estima que las ayudas no serían acordes con la Organización Mundial del Comercio (OMC). Un total de 13 países, entre ellos España, habían solicitado medidas de apoyo para los productores avícolas. Los ministros de Agricultura han hablado sobre la situación de la gripe aviar, mientras crece la alerta porque el virus H5N1 -altamente dañino- ya se ha detectado en aves silvestres de siete países comunitarios (Alemania, Austria, Grecia, Hungría, Italia, Francia y Eslovenia).

La UE impondrá mañana -en una reunión del Comité Permanente de la Cadena Alimentaria-, un incremento de la vigilancia a viajeros para evitar que introduzcan en la UE aves y otros productos susceptibles de propagar la enfermedad. En concreto, los países comunitarios proyectan implantar

controles obligatorios a los pasajeros, de manera que tengan que presentar una declaración donde indicarán si transportan aves u otros productos que puedan implicar un riesgo de transmitir la gripe aviar. La ministra ha indicado que en España se incrementará la vigilancia en puertos y aeropuertos.

El Comité Permanente de la Cadena Alimentaria -encargado de aprobar las medidas de seguridad sobre la gripe aviar- examinará mañana también la situación de la vacunación, ha informado el comisario europeo de Sanidad, Markos Kyprianou. Sin embargo, no se esperan decisiones sobre una vacunación generalizada, pues los países de la UE consideran que hay tantos inconvenientes como ventajas.