Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
EP Local BLOGS CRÓNICAS
DEL PAÍS

Fiestas que violan el estado de alarma

Coreografías en plena calle o reuniones en azoteas incumplen las restricciones impuestas por la pandemia de Covid-19

Fiesta ilegal en Culleredo (A Coruña) el pasado día 26 de marzo.
Fiesta ilegal en Culleredo (A Coruña) el pasado día 26 de marzo. EFE/Guardia Civil

El confinamiento decretado por el Gobierno para contener el contagio de la Covid-19 está siendo respetado por la mayoría de la población, pero no son pocos los que no se lo toman en serio y pretenden burlarlo organizando fiestas. Las redes sociales actúan como delatoras de estos comportamientos, que terminan llegando a oídos de las autoridades. El incumplimiento del real decreto que regula el estado de alarma puede derivar en sanciones que oscilan entre los 601 euros y los 30.000 euros en función de si es grave o no grave.

Un nutrido grupo de vecinos de Tarazona (Zaragoza, 10.500 habitantes) salió el pasado domingo a las calles para bailar una coreografía de una canción de 2001 de Coyote Dax, No rompas mi corazón. En el vídeo, grabado de noche y recogido por El Heraldo de Aragón, se aprecia cómo los participantes están dispuestos a lo largo de una calle de casas adosadas. Por más que guarden entre sí una considerable distancia seguridad, la actividad incumple las restricciones impuestas por el estado de alarma. En la misma zona, otro vecino salió vestido de mariachi para cantar El rey, de José Alfredo Jiménez. En un comunicado difundido en Facebook, el alcalde de la localidad, José Luis Arrechea, ha calificado las imágenes de "bochornosas e irresponsables", y las considera "una falta de respeto con las personas que padecen y sufren la enfermedad" y con los sanitarios que combaten la pandemia. Una portavoz del Ayuntamiento ha informado de que la Guardia Civil amonestó a los vecinos por su comportamiento.

En El Ejido (Almería, 83.000 habitantes) una mujer de 53 años fue detenida el sábado por la noche después de que fuera sorprendida cerca de una decena de personas con las que participaba en una fiesta en su ático, según informa Europa Press. La voz de alerta la dieron algunos vecinos que avisaron a la policía de que un grupo de personas estaba en la terraza. La mujer se mostró hostil ante los agentes del orden, que la arrestaron por un delito de desobediencia. La policía denunció también al resto de participantes en la celebración por abandonar sus casas sin un motivo justificado.

El pasado miércoles, la policía local de Granada intervino en un piso en el centro de la ciudad tras recibir avisos de los vecinos a las cinco de la mañana. Se quejaban que desde hacía cuatro noches venían soportando ruidos provocados por un grupo de jóvenes, de entre 21 y 23 años. Dos de ellos agredieron a los agentes cuando les requirieron la documentación y fueron detenidos por atentado a la autoridad y por violar el confinamiento, según ha informado el portavoz de la Policía Local, Alberto Pérez.

En Culleredo (A Coruña, 30.000 habitantes), la Guardia Civil y la policía local denunciaron a siete personas que celebraban una fiesta en una nave industrial de la localidad de Ledoño. Según ha informado el instituto armado en un comunicado, los agentes comprobaron que se escuchaba música desde el exterior a alto volumen y, al acceder, se encontraron a las siete personas consumiendo bebidas alcohólicas y restos de comida. 

Otra fiesta, en este caso de aniversario de bodas, se celebró el pasado día 17 en la localidad murciana de Alguazas (9.600 habitantes) en el bajo de una vivienda, según recoge el diario La Verdad. La organizadora es la portavoz del Partido Popular en el consistorio, Silvia Ruiz Serna, que ha declarado al rotativo regional que se trató de una celebración con su familia y la de una vecina.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >