Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Arancha González Laya será la nueva ministra de Exteriores

Experta en comercio internacional, la nueva jefa de la diplomacia española tiene un marcado perfil económico y experiencia en varios organismos internacionales

Arancha González Laya, en Shanghái en noviembre de 2019. En vídeo, su intervención sobre el Brexit en el Foro Tendencias 2020.

Arancha González Laya será la nueva ministra de Exteriores del nuevo Gobierno de Pedro Sánchez. González Laya (Tolosa, 50 años) sustituirá a Josep Borrell —y a Margarita Robles, que ha estado unas semanas encargada de esta cartera—, un perfil veterano al que recurrió Sánchez tras la moción de censura y que tuvo entre sus principales cometidos restituir la reputación exterior española dañada tras el desafío independentista catalán. A la nueva titular le tocará seguir lidiando con este asunto —previsiblemente con menos intensidad que su antecesor— y también marcar perfil propio en la Unión Europea en materias como la dimensión exterior de la migración. El Brexit, con la particularidad de despejar la futura relación que tendrá Gibraltar con la UE, sobre la que España tendrá derecho de veto, constituye otra de las tareas principales para la diplomacia española en el próximo ciclo.

González Laya ha sido subsecretaria general de la ONU y directora ejecutiva del Centro de Comercio Internacional (ITC), una agencia conjunta de la Organización Mundial del comercio (OMC) y de Naciones Unidas. Antes que en este organismo ya trabajó en la OMC —dirigió el gabinete del secretario general Pascal Lamy— y fue su representante (sherpa, en la jerga diplomática) en el G20. Anteriormente, desempeñó varios cargos en la Comisión Europea en el ámbito de las relaciones internacionales, el comercio, la comunicación y la cooperación al desarrollo, según fuentes de La Moncloa. Comenzó su carrera en el sector privado, como asociada de un despacho de abogados. Es licenciada en Derecho por la Universidad de Navarra y posee un posgrado en la Carlos III de Madrid.

Su nombramiento refuerza el perfil económico del Gobierno. El Ejecutivo se propone enfatizar la llamada diplomacia económica, que incorpora en Exteriores elementos de defensa de los intereses económicos de España en el exterior (con la internacionalización de las empresas como una de sus banderas).

Funcionaria europea especializada en comercio, González Laya es de ideas claras y trato directo, según señalan quienes la conocen. Además de su elevado conocimiento sobre esa materia destaca su defensa de la igualdad de género. 

Además de esa novedad en Exteriores, el Gobierno de coalición liderado por Pedro Sánchez tendrá un nuevo Ministerio de Seguridad Social, Inclusión y Migraciones, que dirigirá José Luis Escrivá, hasta ahora al frente de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef). En el campo de las ausencias destaca Dolores Delgado, que no seguirá al frente de Justicia.

Después de desvelar las cuatro áreas clave que tendrán rango de vicepresidencia en el Ejecutivo (economía, ecología, España vacía y políticas sociales), los integrantes del nuevo gabinete se siguen conociendo con cuentagotas. El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, y la ministra de Industria, Reyes Maroto, continuarán en sus cargos. También lo hará José Luis Ábalos, al que La Moncloa define como "pilar fundamental del Gobierno", y cuya cartera se denominará ahora Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana. El objetivo es "reorientar las políticas de infraestructuras del país" para fomentar la movilidad sostenible, según esas fuentes oficiales.

Las cuatro vicepresidencias estarán ocupadas por Carmen Calvo  (Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria), Pablo Iglesias (Derechos Sociales y Agenda 2030), Nadia Calviño (Economía y Transformación Digital) y Teresa Ribera (Transición Ecológica y Reto Demográfico). El ascenso de Ribera devalúa un tanto la vicepresidencia de Pablo Iglesias y ha generado los primeros resquemores en la coalición de Gobierno. María Jesús Montero, ministra de Hacienda, gana peso con la portavocía del Ejecutivo.

La lista al completo de los miembros del Consejo de Ministros se conocerá entre este viernes y el sábado. Pero el goteo de novedades es incesante: el ministro de Cultura, José Guirao, no continúa, según fuentes socialistas; la titular de Sanidad, María Luisa Carcedo, tampoco seguirá. Siguen en sus respectivas áreas Isabel Celaá (Educación, aunque pierde la portavocía) y Pedro Duque (Ciencia, sin Universidades), según las mismas fuentes.

Sánchez comunicará al Rey los nombramientos el domingo, y tiene previsto comparecer después —tras muchos días de silencio— para presentar a sus ministros y las líneas maestras de la futura acción de gobierno. El martes se celebrará el primer Consejo de Ministros, que aprobará las primeras medidas.

Pablo Iglesias será quien ocupe el cargo de mayor rango entre las filas de Unidas Podemos, como vicepresidente segundo; Irene Montero, su pareja y actual portavoz parlamentaria, será la ministra de Igualdad; Yolanda Díaz, diputada de Galicia-En Común, procedente de Esquerda Galega, será ministra de Trabajo. Alberto Garzón, líder de IU, asumirá la cartera de Consumo, y el sociólogo Manuel Castells estará al frente de Universidades.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información