Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Convulsión en el PSOE al aceptar el Gobierno un “relator” para la crisis con el independentismo catalán

García-Page pide una reunión urgente del órgano de los líderes territoriales socialistas

Emiliano García-Page, durante una entrevista. En el vídeo, las reacciones de los barones socialistas a la figura de un "relator".

Aceptar la figura de “un relator” o de “un facilitador” —según denominaciones oficiales del Gobierno— para que asista a la mesa de partidos catalanes y ofrezca una versión imparcial, supone como mínimo, “un error” que debe rectificarse. Esta es la reacción más moderada dentro del PSOE ante una novedad que ha provocado un fuerte rechazo tanto en parte del Grupo Parlamentario Socialista como en algunos líderes territoriales. Emiliano García-Page, presidente de Castilla-La Mancha, ha pedido la convocatoria urgente del consejo territorial del partido (que reúne a los gobernantes autonómicos socialistas y a sus líderes regionales) para abordar de inmediato las demandas de los independentistas catalanes y la respuesta del Gobierno y de la propia formación. A poco más de tres meses para las elecciones municipales y autonómicas, los socialistas ven con extrema preocupación el gesto del presidente y recelan de cómo pueda incidir en su electorado la manera de abordar la crisis catalana.

“Tengo muchas ganas de decir con claridad lo que pienso sobre este asunto, porque cuando se habla de España, decidimos todos los españoles”, ha dicho en la cadena Cope el presidente de Castilla-La Mancha al anunciar su petición de convocatoria del consejo territorial, que encabeza Guillermo Fernández Vara, presidente de Extremadura. Este ha señalado que esa figura del relator "es difícil de explicar y más difícil de entender". Esa extrañeza y preocupación también la ha manifestado el presidente aragonés, Javier Lambán, y el diputado y expresidente de Castilla- La Mancha José María Barreda.

García-Page no tiene dudas de que el Gobierno de Pedro Sánchez no va a saltarse la ley y la Constitución, pero no se fía en absoluto de las intenciones de los separatistas. De ahí su “perplejidad” porque el Ejecutivo haya aceptado la presencia de un relator, ya que en su opinión este no solo debe mantenerse firme en las cuestiones de fondo, sobre lo que no duda, sino también “en las formas”, ha dicho en el programa de Onda Cero Más de Uno.

“Si se trata de tener a alguien como testigo, porque no se fían unos de otros, para eso pueden hablar directamente en el Parlamento, que estamos todos los españoles de testigos”, ha señalado el presidente castellano-manchego. Poco después, en una comparecencia en La Moncloa, la vicepresidenta Carmen Calvo ha apostillado que sus declaraciones no responden a la realidad porque quizá “no ha tenido tiempo de conocer la noticia”.

La vicepresidenta se ha referido a que el presidente autonómico ha situado la presencia del relator en las reuniones bilaterales de los dos Gobiernos, cuando esta figura (a la que se ha aludido como relator, coordinador o facilitador) solo estará en la reunión de la mesa de partidos. Este periódico ha preguntado a fuentes del Gobierno de Castilla-La Mancha por cómo valoran los comentarios de la vicepresidenta a las declaraciones de García-Page y estas han respondido con cierta ironía: “En efecto, faltan información y explicaciones del Gobierno”.

Aunque son muchas las voces del PSOE que solo expresan su opinión a condición de que se preserve su anonimato, sí ha mostrado su opinión en Onda Cero la diputada socialista y exportavoz del grupo parlamentario Soraya Rodríguez. “Es un error que se haya aceptado la figura de ese relator y el partido tiene que reflexionar sobre ello. En una democracia como la española", ha subrayado, "el único marco de diálogo entre el Estado y una comunidad autónoma" es el "institucional". Rodríguez no duda de que “los independentistas quieren una mesa paralela y el orden del día de la mesa no tiene otra cabida que el marco constitucional". "El Gobierno de España representa a todos los españoles y no puede comprar el marco mental del independentismo. Por eso el relator es un error", opinó la diputada socialista.

Entretanto, el PP y Ciudadanos han registrado en el Congreso peticiones de comparecencia del presidente del Gobierno para que explique “las cesiones” al independentismo, además de acusar al jefe del Ejecutivo de ser “un traidor” a España, como ha afirmado Javier Maroto, vicesecretario general del PP.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información