Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Euskadi homenajea dividido a las víctimas al alejarse el PP de los actos oficiales

EH Bildu acude al acto del Gobierno vasco en San Sebastián pero se ausenta del organizado por el Gobierno central en Vitoria

En Euskadi celebrar el Día de la Memoria y homenajear unidos a las víctimas, sigue siendo una quimera. El PP se desmarcó de los actos oficiales del Parlamento y del Gobierno vasco que se celebrarán el sabado 10 de noviembre, la única fecha en la que no ha habido víctimas mortales del terrorismo, en Vitoria y San Sebastián, mientras que EH Bildu ha rechazado acudir al homenaje organizado por el Centro Memorial de Víctimas en la subdelegación del Gobierno central. Los populares, que sí han acudido a este último creen imposible “deslegitimar el terrorismo yendo de la mano de quienes no lo condenan”.

La viuda de Fernando Buesa en primer plano y detrás el delegado del Gobierno central, Jesús Loza, con barba y el responsable de Víctimas del Gobierno vasco, Jonan Fernández.
La viuda de Fernando Buesa en primer plano y detrás el delegado del Gobierno central, Jesús Loza, con barba y el responsable de Víctimas del Gobierno vasco, Jonan Fernández.

Los tiempos están cambiando, también en materia de convivencia, pero no tan rápido. El próximo día 24 todos los grupos municipales con representación en el Ayuntamiento de Mondragón, —PNV, EH Bildu, PSE-EE, Sí se puede-Baleike e Irabazi— un tradicional feudo de la izquierda abertzale en el que ahora gobierna el PNV, homenajearán, por vez primera, a quien fuera concejal del PSE en ese ayuntamiento, Isaias Carrasco, asesinado por ETA el 7 de marzo de 2008 en la puerta de su casa.

 Sin embargo, el PP no comparte ese criterio. La secretaria general del partido que dirige Alfonso Alonso en Euskadi, Amaya Fernández, ha dicho que “no se puede deslegitimar el terrorismo yendo de la mano de los que no lo condenan”. Se refería a los actos convocados por el Parlamento vasco, en el que todos los grupos menos ellos volverán a guardar este sábado un minuto de silencio junto a la escultura de Cristina Iglesias en el parlamento de Vitoria.

El PP no participa en los actos que organiza el Parlamento vasco desde que a partir de 2011 además de a las víctimas del terrorismo se recuerda a las víctimas de la violencia de motivación política y de abusos policiales. Este año de nuevo los populares secundarán el suyo propio este sábado en la localidad guipuzcoana de Irun, donde honrarán únicamente a las víctimas del terrorismo. “Aunque las víctimas de abusos policiales merecen todo el reconocimiento, reparación y justicia”, su inclusión en los homenajes del Parlamento y el Gobierno vasco “fomenta el mito del conflicto”, sostiene Fernández.

Sí han acudido, sin embargo, a la subdelegación del Gobierno en el País Vasco, al acto organizado por el Centro Memorial de Víctimas. Amaya Fernández y el presidente del PP de Álava, Iñaki Oyarzabal, se han sentado entre el público para escuchar los testimonios de cuatro víctimas de ETA, una del Batallón Vasco Español (BVE) y una activista de Gesto por la Paz.

En el acto, presentado por Marta, la hija de Fernando Buesa, el político socialista asesinado por ETA en 2.000 se han escuchado testimonios muy emotivos como el de la actual presidenta de la AVT, Maite de Araluce. Según dijo le gustaría poder recordar “cómo olía su padre”, Juan María de Araluce, acribillado a tiros por tres etarras en 1976, cuando era presidente de la Diputación de Gipuzkoa. También ha dicho que pese al dolor, su madre les pidió que rezaran además “por los asesinos, porque son los que más lo necesitan”.

Los testimonios de estas personas están incluidos en el libro Memorias del terrorismo en España, del historiador Raúl López Romo, en el que se relata la experiencia de 65 víctimas de diferentes organizaciones terroristas. La sala ha enmudecido cuando el periodista Gorka Angulo, ha leído el testimonio del hijo de Liborio Angulo, un ganadero de Alonsotegi muerto por una bomba del Batallón Vasco Español en 1980.

Angulo ha contado que, después del asesinato, llegaban notas del entorno de la izquierda abertzale al buzón de la esposa de Liborio que decían: “Los otros te han matado al marido, pero nosotros te vamos a matar a los hijos por ser ertzainas”.

A este homenaje han acudido representantes de los gobiernos central y vasco, como el delegado del Gobierno en Euskadi, Jesús Loza, el director del Memorial, Florencio Domínguez y el secretario general de Derechos Humanos y Convivencia del Gobierno vasco, Jonan Fernández.

El acto del Gobierno vasco se celebrará hoy y está previsto que el lehendakari, Íñigo Urkullu pida perdón a las víctimas por la actitud de la sociedad durante los años de terrorismo y por la "inadecuada respuesta institucional".

Lo hará en San Sebastián después de la ofrenda floral en el exterior del Parlamento vasco. A estos dos actos no acudirá el PP porque sí va EH Bildu. En San Sebastián hablarán los familiares de tres víctimas de ETA una del GAL y la de otra víctima de un guardia civil de paisano.  El Museo de la Paz de Gernika (Bizkaia) también se suma a esta efeméride el mismo sábado, con una jornada de puertas abiertas. Otras instituciones como las Juntas Generales de Gipuzkoa o el Ayuntamiento de Bilbao convocarán sus propios actos, mientras que el Consistorio de Vitoria-Gasteiz y las instituciones forales de Álava se adhieren a los actos convocados por el Parlamento y el Gobierno Vasco.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información