Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Parlamento británico confirma que Diplocat gastó 3.000 euros en viajes de sus diputados a Cataluña

Tres parlamentarios viajaron y se alojaron en Barcelona a costa de la Generalitat en torno al 1-O

El expresidente Carles Puigdemont en una imagen de archivo con parlamentarios invitados por Diplocat para asistir al 1-O. En el vídeo, el ministro de Exteriores, Alfonso Dastis.

La Cámara de los Comunes británica ha publicado que los gastos de viaje a Barcelona para asistir al referéndum ilegal del 1-O de tres de sus diputados fueron sufragados por el Consejo de la Diplomacia Pública de Cataluña (Diplocat). El importe total de los tres viajes ascendió a 2.596 (unos 3.000 euros). Los importes de los viajes aparecen en el último registro de intereses financieros de los diputados hecho público por la Cámara de los Comunes el pasado 16 de abril.

Un informe elaborado por la Guardia Civil el pasado 9 de marzo al que ha tenido acceso Europa Press detallaba que Diplocat, un organismo disuelto desde el pasado mes septiembre, gastó un total de 17.703,36 euros en hoteles para 47 personas que llegaron a Barcelona antes del referéndum como observadores internacionales o acompañantes. El documento fue remitido al Juzgado de Instrucción número 13 de Barcelona, que investiga los preparativos del referéndum del 1 de octubre, y también obra en poder del juez Llarena.

Los datos publicados por la Cámara de los Comunes confirman que los beneficiarios de los viajes de Diplocat fueron dos parlamentarios del Partido Nacionalista Escocés (SNP) y uno del Partido de Gales (Plaid Cymru), ambas formaciones independentistas.

El alojamiento del diputado Chapman Douglas costó a las arcas catalanas 678 libras y los viajes, 328 libras (un total de unos 1.150 euros). Estuvo en Barcelona, según el informe, del 28 de septiembre al 2 de octubre. Un día después llegó a la ciudad su compañera de partido Joan Cherry, cuyo viaje ascendió a 890 libras (1.017 euros). La publicación de la Cámara de los Comunes enmarca los gastos en un concepto general de "vuelos, alojamiento en hotel y comidas".

Diplocat también sufragó el viaje del diputado galés Hywel Williams, que estuvo en Barcelona del 28 de septiembre al 2 de octubre. En este caso, la invitación de cuerpo diplomático de la Generalitat consistió en el pago de vuelos por importe de 100 libras y otras 600 en alojamiento (un total de unos 800 euros).

Todos los diputados británicos declaran al registro de la Cámara los viajes fuera de Reino Unido, incluyendo su objeto. Douglas apuntó como propósito de su visita "supervisar el voto del referéndum como parte de una delegación internacional que incluye miembros de APPG en Cataluña". APPG son las siglas de All-Party Parliamentary Group on Catalonia, una agrupación de parlamentarios británicos simpatizantes del procès. Similar propósito manifestó en su declaración la diputada Cherry. En el caso del galés Williams, la justificación de su viaje se saldó con un lacónico "misión de verificación".

El pasado mes de octubre el Ministerio de Asuntos Exteriores fue cerrando gradualmente embajadas catalanas en el exterior. El 12 de abril, la Guardia Civil registró la sede de Diplocat para encontrar pruebas que acreditasen el delito de malversación en la organización de la consulta ilegal de independencia.

Más información