Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno cierra el dispositivo policial por el referéndum en Cataluña

El operativo, denominado Copérnico, se ha ido retirando de manera progresiva desde el martes 26 y hoy se retirarán las últimas unidades

Los barco-hoteles 'Rhapsody' (centro) y 'GNV Azzurra' (al fondo), en el puerto de Barcelona.
Los barco-hoteles 'Rhapsody' (centro) y 'GNV Azzurra' (al fondo), en el puerto de Barcelona. EFE

El refuerzo de policías y guardias civiles en Cataluña por el referéndum independentista del 1 de octubre se cierra este sábado tras unos 100 días, tal y como ha ordenado el Ministerio del Interior. El operativo, denominado Copérnico y que llegó a estar formado por más de 10.000 agentes en plena escalada separatista, se ha ido retirando de manera progresiva desde el martes 26 y hoy se han retirado las últimas unidades y se dará por finalizado.

Según fuentes policiales, los últimos agentes han abandonado las embarcaciones esta noche, aunque un pequeño grupo ha sido trasladado el Cuartel del Bruc, en el que residirá hasta una fecha aún por determinar.

Los agentes desplazados han estado alojados en tres ferrys: el Moby Dada, conocido como barco de Piolín por sus imágenes de dibujos animados y que suscitó numerosas bromas en las redes sociales; el GNV Azzurra, y el Rhapsody, que atracaron en los puertos catalanes el 20 de septiembre.

También varios grupos fueron alojados en hoteles en Pineda de Mar, Calella (Barcelona) y Reus (Tarragona), donde hubo escraches, protestas ciudadanas y presiones a los establecimientos por parte de los ayuntamientos. Los agentes fueron realojados en cuarteles, donde denunciaron situaciones precarias. La última crítica ha sido el austero menú navideño compuesto de croquetas, pasta y bacalao frito.

El 16 de noviembre partió desde el Puerto de Barcelona el barco de Piolín, muy criticado por las condiciones de salubridad en la que convivían policías y guardias civiles, y se trasladó el GNV Azzurra desde Tarragona. Ahora está previsto que el GNV Azzurra abandone el recinto portuario el domingo a primera hora y el Rhapsody el martes a las 22.00. Según las previsiones de Interior, los agentes que se alojan todavía en ellos —unos 130 en cada uno de los dos barcos—podrán cenar en su casa en Nochevieja.

A partir de hoy, en el territorio de la comunidad autónoma se quedarán las plantillas habituales de ambos cuerpos. El repliegue coincide con el final de los fondos con los que Hacienda había dotado el dispositivo, que había previsto que durase hasta el 31 de diciembre.

La marcha de los policías, según el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, estaba planeada desde hace semanas, una vez se celebrasen las elecciones catalanas el 21 de diciembre. Zoido justificó el fin del refuerzo policial en la "recuperación de la normalidad institucional y la convivencia" tras la aplicación del artículo 155 de la Constitución y la convocatoria de elecciones.

Más información