Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy logra el apoyo de Nueva Canarias a los Presupuestos

El diputado Quevedo someterá el acuerdo a la ejecutiva de su partido

El diputado de Nueva Canaria Pedro Quevedo.
El diputado de Nueva Canaria Pedro Quevedo. EFE

El Gobierno se ha garantizado este viernes los 176 votos que necesita para aprobar los Presupuestos de 2017 al cerrar un acuerdo con Nueva Canarias, que se une así al compromiso alcanzado por el PP con Ciudadanos, el PNV y Coalición Canaria. La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y el secretario de Estado de Presupuestos, Alberto Nadal, se han reunido en la tarde de este viernes con el único diputado de Nueva Canarias, Pedro Quevedo, que someterá ahora el pacto a la aprobación de la Ejecutiva de su partido.

Las dos partes han empleado dos semanas de reuniones al máximo nivel para cerrar el acuerdo. Quevedo presentó enmiendas a los Presupuestos valoradas en unos 450 millones de euros, pero la cifra consensuada ha sido inferior (la redacción final de los acuerdos fijará una montante entre el suelo de unos 200 millones de euros y un techo por encima de los 300, según fuentes de la negociación). Tras citarse repetidamente en La Moncloa con Sáenz de Santamaría, Montoro y  Nadal, Quevedo ha cedido con respecto a su objetivo inicial. "Nadie pretende ganar por 10 a 0", explicaba el diputado canario antes de afrontar el tramo final de las conversaciones que han permitido al Gobierno construir una mayoría alternativa sin el PSOE, segundo grupo político en importancia en las Cortes.

Según Quevedo, Nueva Canarias ha cerrado la bonificación del 75% de los billetes de avión y barco para los residentes en las Islas, que será del 100% para las mercancías; además de ayudas para extracción de agua para la agricultura y de un complemento al plan de ayudas europeas al sector, que valora en 136 millones de euros en total. A falta de la redacción del documento final, eso se uniría a un aumento en las partidas destinadas a la atención a la dependencia y  la lucha contra la violencia de género. Además, el Gobierno habría comprometido inversiones en infraestructuras en esta Comunidad Autónoma. El acuerdo final también podría contemplar un incremento del cupo para la pesca del atún rojo y un aumento para las islas de unos 300 megavatios en materia de energías renovable.

Nueva Canarias, además, vería cumplida su condición "irrenunciable", siempre según fuentes de este partido. El Gobierno no bloqueará en el Congreso el estatuto de autonomía que enviaron a la Cámara baja el PSOE y Coalición Canaria a finales de 2016. El nuevo texto incluye una disposición adicional que cambiará la ley electoral de esta Comunidad Autónoma.

Esa es toda una victoria política para el partido de Quevedo. Coalición Canaria, el gran rival electoral de su formación, gobierna el archipiélago desde 1993. Su implantación en las siete islas le permite beneficiarse de un sistema que Nueva Canarias califica de “disparate”. Así, en las elecciones autonómicas de 2015, el PSOE y el PP lograron más votos y menos escaños que Coalición Canaria; la Agrupación Socialista de la Gomera sumó tres representantes con solo 5.000 papeletas; y Ciudadanos se quedó fuera del Parlamento tras cosechar casi 54.000.