Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

PP y PSOE ofrecen a Puigdemont un debate sobre Cataluña en el Senado

Los populares se reservan que la réplica al mandatario catalán en la comisión de autonomías se la diera otro presidente autonómico

Mariano Rajoy y Fátima Báñez en el Senado.
Mariano Rajoy y Fátima Báñez en el Senado.

El presidente catalán Carles Puigdemont ha reclamado por carta al presidente del Senado, Pío García Escudero, una sala de esa cámara para dar una conferencia sobre el referéndum de independencia de Cataluña el 24 de abril. PP y PSOE le ofrecerán el martes que viene, en la mesa del Senado, que acuda a la ya existente comisión general de autonomías pero para exponer sus ideas en un debate con todos los portavoces e incluso con otros presidentes autonómicos.

El presidente del Senado recibió el pasado viernes una carta de Puigdemont donde le pide la cesión el 24 de abril del histórico salón de plenos de la cámara Alta para ofrecer una conferencia sobre el referéndum separatista. El portavoz del PDeCat, Josep Lluís Cleríes, aprovechó la reunión este martes de la mesa del Senado para presentar esa demanda como una prioridad y un reto al Gobierno central “que dignificaría mucho ese edificio” del Senado. Los representantes del PP esgrimieron de entrada que la petición debía ser estudiada con más calma y postergaron una respuesta oficial hasta su próxima cita.

El PP sí avanzó su “extrañeza” porque Puigdemont quiera acudir ahora a dar una conferencia al Senado cuando rechazó participar el 17 de enero de la organización de la VI Conferencia de Presidentes Autonómicos. El representante del PP, Pedro Sanz, coincidió con el portavoz del PSOE, Vicente Álvarez Areces, al mostrar su sorpresa con este interés ahora de Puigdemont y al exigirle alguna “reciprocidad” al mandatario catalán. Sanz y Areces convinieron en que la mejor solución para organizar esa comparecencia de Puigdemont en el Senado, una vez descartado por él ir a la Conferencia de Presidentes, es la ya constituida Comisión General de las Comunidades Autónomas, donde cualquier presidente autonómico o consejero regional puede ir sin posibilidad de bloqueo.

PP y PSOE coinciden así en que ese es el marco multilateral adecuado para una exposición de Puigdemont y esa será la respuesta oficial que le darán el martes que viene. Esa comisión permite las intervenciones de los representantes autonómicos del Estado pero en un debate con todos los grupos presentes en la cámara y al que pueden incorporarse si así lo desean representantes de otros Gobiernos regionales. El PP se reserva ahí la opción de convocar ese día, si Puigdemont acepta, a presidentes autonómicos como el gallego Alberto Núñez Feijóo para dar la réplica al dirigente nacionalista, según fuentes de la dirección de ese grupo.

PP y PSOE rescataron ayer el precedente de lo que sucedió el 23 de mayo de 2010 cuando el entonces presidente catalán, el socialista José Montilla, solicitó intervenir ante esa comisión para reclamar al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero que reactivase la negociación frenada para renovar a cuatro magistrados del Tribunal Constitucional. A Montilla le dio la réplica entonces por parte del ejecutivo central el vicepresidente Manuel Chaves. Montilla recordaba ayer en el Senado que mantuvo incluso un rifirrafe con el entonces diputado popular Francisco Granados.

El artículo 56 bis 3 del Reglamento del Senado establece que esa comisión de autonomías se debe reunir cuando sea convocada por su presidente (ahora el popular Juan José Imbroda), por el Senado o cuando lo solicite el Gobierno, una comunidad autónoma o un tercio de los senadores que la componen.