Rajoy presume ante Merkel del éxito de sus recetas económicas

El presidente del Gobierno se reúne esta tarde con la canciller alemana y el martes clausura un encuentro empresarial hispano-alemán

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha llegado hoy a Berlín con un artículo en el diario económico alemán Handelsblatt como carta de presentación. Rajoy, que esta tarde se reunirá con la canciller Angela Merkel en el Castillo de Meseberg, a 70 kilómetros de la capital federal, y mañana clausurará junto a su anfitriona un encuentro empresarial hispano-alemán, presume de haber liderado “el mayor proyecto reformista de la historia reciente” de España y de haber conseguido que nuestro país “haya pasado de ser el enfermo de Europa a la vanguardia de la recuperación” económica del continente.

En su artículo, titulado “La aportación de España a Europa”, Rajoy recuerda el discurso que pronunció en la Fundación Konrad Adenauer de Berlín en abril de 2011, para recordar que nuestro país estaba sumido entonces en “la peor crisis que hemos conocido” y asegurar que, gracias a las medidas aplicadas por su Gobierno, esté año será “líder en Europa en crecimiento económico y creación de empleo”, con más de un millón de nuevos puestos de trabajo entre 2014 y 2015 y un crecimiento del PIB del 3,3% para este año.

Más información
12-4-2011 Rajoy ofrece en Berlín la visión más positiva de la economía española
Rajoy pide a Alemania y a los países acreedores “estimular el crecimiento”
Rajoy: “Merkel apoya nuestra política”
Rajoy con Alemania: “La austeridad no es de Merkel, es de toda la UE”

El presidente, que se enorgullece de que a los españoles se les denomine “los alemanes del sur”, no oculta su condición de alumno aventajado de Merkel al asegurar que las recetas predicadas por ésta —“la estabilidad, el reformismo, el rigor, la responsabilidad y la austeridad”—son el único camino posible para la recuperación y que “el inmovilismo en materia de reformas” no solo perjudican al proyecto europeo sino también al bienestar de los ciudadanos. Aunque reconoce que aún queda “un largo camino por recorrer”, se muestra optimista sobre el futuro y esgrime como muestra de confianza el regreso de los inversores extranjeros.

Finalmente, aborda la crisis migratoria, que se ha convertido en el mayor reto que afronta la UE, pero aporta escasas novedades. Asegura que España ha asumido el coste de actuar como “garante de la frontera sur” de Europa y aboga por la cooperación con los países de origen y tránsito de los inmigrantes y los acuerdos de repatriación. Ni una palabra sobre el reparto entre los 28 de los solicitantes de asilo que reclama Alemania. Finalmente, hace un giño a los turistas alemanes al asegurar que España es un país “seguro”, que coopera en la lucha contra el terrorismo y colabora en las misiones de estabilización en África.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Miguel González

Responsable de la información sobre diplomacia y política de defensa, Casa del Rey y Vox en EL PAÍS. Licenciado en Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) en 1982. Trabajó también en El Noticiero Universal, La Vanguardia y El Periódico de Cataluña. Experto en aprender.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS