Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los inversores respiran con alivio por los resultados

“La consecuencia más importante será lo que aprendamos del comportamiento de los cuatro principales partidos en los próximos días"

Resultados elecciones 2015
El líder de Ciudadanos, Albert Rivera.

Sin grandes sorpresas, como prefieren los inversores. Los resultados de las elecciones se han mantenido en línea con lo previsto por los mercados, que acogen con cierto alivio el nuevo escenario. “Las elecciones han propiciado un escenario político altamente fragmentado, como ya señalaban las encuestas previas”, subrayan los analistas de Barclays Research. “Los Gobiernos en minoría o de coalición serán ahora la norma en la mayoría de las regiones”, recalcan.

La reacción de la Bolsa, con pérdidas a media sesión, está más vinculada “a la crisis de Grecia que a una reacción negativa a los resultados electorales” de los comicios municipales y autonómicos en España, apunta Léon Cornelissen, economista jefe de la gestora Robeco. Los mercados de Alemania, Suiza, Reino Unido y Estados Unidos permanecían cerrados por festivo, lo que redujo los volúmenes de contratación.

“La consecuencia más importante de las elecciones de este fin de semana será lo que aprendamos del comportamiento de los cuatro principales partidos en los próximos días o semanas”, apuntaban desde Barclays. Los inversores se decantan por la formación de Gobiernos en minoría, lo que evitaría los costes políticos que los Gobiernos de coalición podrían tener para los partidos más pequeños, como Podemos y Ciudadanos. “Habrá que dialogar y negociar y esa es una situación normal en el resto de Europa”, admite Cornelissen.

El peor escenario para los inversores hubiera sido que Podemos hubiera alcanzado una representación al mismo nivel de los dos grandes partidos (PP y PSOE). Pese a reconocer el buen desempeño del partido de Pablo Iglesias, especialmente en las grandes ciudades, su subida, dicen los expertos, ha sido limitada. “Si trasladamos estos resultados a las elecciones generales, Podemos no obtiene más allá de un 10% de los votos, lo que significa que los partidos tradicionales y proeuropeos siguen dominando”, apunta Cornelissen. “Los resultados de Ciudadanos pueden ayudar a compensar parte de la amenaza a una mayor integración en Europa y contribuir a que España complete su propio ajuste económico”, apuntaban desde Goldman Sachs.

Los analistas del banco de inversión muestran preocupación por el impacto que la fragmentación política puede tener sobre el programa de consolidación fiscal. “Mientras España ha llevado a cabo un importante ajuste fiscal en los últimos años, las balanzas fiscales de los Gobiernos regionales no han mejorado en los últimos tres años. Lograr las metas impuestas para este ejercicio va a obligar a adoptar medidas fiscales adicionales y no está claro que con una mayor fragmentación política vaya a ser posible aplicar esas políticas”, advierten.