Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Autorizados los sondeos petrolíferos frente a Tarragona y en el Cantábrico

El Ministerio de Medio Ambiente rechaza explorar hidrocarburos en Málaga y Granada

Plataforma Casablanca de Repsol frente a las costas de Tarragona.
Plataforma Casablanca de Repsol frente a las costas de Tarragona.

Repsol podrá sondear las posibles reservas de hidrocarburos en el subsuelo marino frente a las costas de Tarragona y también investigar si hay gas frente a la costa cantábrica. El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente ha anunciado hoy que concluido la tramitación ambiental de tres proyectos de exploración de hidrocarburos. Los dos de Repsol han pasado la valoración medioambiental de los técnicos ministeriales. El tercero, una campaña sísmica frente a las costas de Málaga y Granada, ha recibido una evaluación desfavorable.

"En todos los procedimientos de evaluación ambiental como los que ahora han finalizado, con la emisión de las correspondientes declaraciones de impacto ambiental, se garantiza la máxima protección ambiental mediante la aplicación de estrictos criterios técnicos", ha asegurado el ministerio en una nota de prensa.

La campaña llamada "Adquisición sísmica del área de Casablanca" ha obtenido una declaración de impacto ambiental (DIA) favorable "sujeta a estrictas condiciones de obligado cumplimiento", ha asegurado Medio Ambiente. Este proyecto pretende identificar, mediante la utilización de ondas sonoras, reservas de hidrocarburos en el subsuelo marino alrededor de la plataforma petrolífera que Repsol tiene en la zona desde los años ochenta. El lugar se encuentra a unos 27 kilómetros al sur-sureste del puerto de Tarragona y a unos 17 al este del Delta del Ebro, según el anuncio por el que se sometía a información pública el estudio de impacto ambiental, publicado en el Boletín Oficial del Estado. 

La declaración incluye condiciones, como la relativa a que el área de operaciones debe respetar una separación de 20 kilómetros alrededor del límite de la parte marina del LIC (lugar de importancia comunitaria) Delta del Ebro. Para "evitar los impactos sobre las especies más sensibles", los sondeos solo podrán realizarse en determinados meses del año, añade.

La Consejería de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente del Gobierno valenciano se ha mostrado en contra de este proyecto, que considera un ataque al turismo de la zona.

Sondeos en Bizkaia

Los proyectos en el mar Cantábrico son dos: “Sondeo exploratorio Fulmar-1” y “Sondeo Exploratorio Pelícano-1 en el mar Cantábrico”. Ambos tienen DIA favorable, "sujeta también a estrictas condiciones de obligado cumplimiento", según el ministerio, entre las que se incluyen la adopción de "medidas para la protección de los cetáceos y de la calidad de las aguas". Los proyectos se sometieron a información pública en 2010, según publicó el BOE.

Repsol planea investigar, desde una plataforma, de la existencia de gas en la costa cantábrica. Para ello, se realizarán dos sondeos a una profundidad máxima de 4.000 metros utilizando un tubo de acero de perforación que tiene un diámetro decreciente desde 91 centímetros en el fondo marino hasta 21 centímetros en el extremo más profundo, a 16 kilómetros y 22 kilómetros al norte de la costa de Elantoxbe y Bermeo (Bizkaia), respectivamente, informa Medio Ambiente.

El ministerio precisa que las dos autorizaciones concedidas, aún pendientes del permiso final del Ministerio de Industria, Energía y Turismo, "son actividades exploratorias de hidrocarburos". En caso de que fueran precisas actuaciones exploratorias adicionales o que se decidiera la explotación de los yacimientos que se pudieran encontrar, "estas nuevas actuaciones estarían sujetas a nuevos procedimientos de evaluación ambiental", añade.

Más información