Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy se atrinchera en la ley más dura de la democracia y la equipara a la del 85

Rubalcaba: “Las mujeres con dinero, a Europa con ley de plazos; si no, aquí, con supuestos”

El presidente asegura que está dispuesto “a dialogar” sobre la futura ley

Hay una diferencia entre la ley de plazos para la interrupción del embarazo y la de supuestos. En la primera, “las mujeres deciden”; en la segunda, “alguien decide por ellas”. Esta es una de las distinciones que el líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha establecido sobre la ley del aborto. Pero Rubalcaba ha ofrecido otra distinción en la sesión de control al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy: “Usted con su anteproyecto aleja a las mujeres de Europa, salvo a algunas, que si tienen medios podrían ir a la Europa que sí tiene ley de plazos”. "¿Por qué se queja, señor Rubalcaba, sí convivió 25 años con la ley del aborto de 1985 y ahora que el Gobierno quiere volver a la misma no se le admite?", ha sido la respuesta de Rajoy, que insiste en defender la reforma. En suma, su Gobierno solo pretende volver a la ley socialista del primer Ejecutivo de Felipe González, asegura. Sin embargo, el anteproyecto de reforma de la ley que prepara el Ejecutivo convertiría a la norma en la más restrictiva de la democracia, al limitar los supuestos a solo dos: violación y “grave peligro para la vida o la salud física o psíquica” de la mujer. La presencia de malformaciones fetales gravísimas no será motivo de aborto, aunque sí lo será el efecto psicológico que eso tenga en la embarazada.

El primer cara a cara del año 2014 entre Rubalcaba y el presidente del Gobierno ha sido por el anteproyecto gubernamental de la ley del aborto. Ha sido a instancias del líder socialista, toda vez que el Ejecutivo no tiene interés en hablar de la ley que impulsa el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, al menos, hasta después de las elecciones europeas del próximo mes de mayo. "¿Cree usted que ese anteproyecto que ha elaborado su Gobierno para modificar la Ley de Interrupción del Embarazo respeta la libertad de las mujeres para elegir sobre su maternidad?", ha preguntado Rubalcaba.

La ley en vigor la aprobó el PSOE en 2010, que sustituía a la de 1985, y que el PP no modificó; tampoco el PSOE hasta 2010, ha recordado el presidente. “Ahora según nuestro programa vamos a hacer un cambio que supone la vuelta a la de 1985. Usted estaba en el 85 y estaban muy cómodos con esa ley. ¿Por qué esa ley era buena en el 85 y ahora que la hacemos nosotros es mala?", ha preguntado el presidente al líder de la oposición.

La respuesta del líder socialista ha pretendido ser didáctica y con mensajes efectistas, sobre la diferencia de una ley de plazos –la vigente en España desde 2010, según la cual la mujer tiene 14 semanas para interrumpir el embarazo sin tener que justificar razones- y la de supuestos que, en efecto, ha regido durante 25 años, aunque el anteproyecto gubernamental “va aún más atrás porque es más restrictiva”. Un murmullo de la bancada socialista emergió cuando el presidente preguntó por qué razón no querían ahora los socialistas la ley del 85. Mucho tiempo ha transcurrido desde entonces, ha respondido Rubalcaba y había que ajustar la ley; entre otras cosas para dotarla de mayor garantía jurídica y sanitaria. “No sacrifique usted la libertad de las mujeres por la moral de unos pocos”. Aplausos sostenidos, muy largos, a Rubalcaba de su grupo.

“Este es un tema muy difícil, muy complejo”, ha respondido el presidente aferrado a que su futura ley es del corte de la de los socialistas. “La misma pero con algunos cambios; como que las menores tendrán que contar con sus padres y las mujeres no tendrán en ningún caso reproche penal”. “Estoy dispuesto a dialogar con usted pero no a que usted prohíba a este grupo a presentar un proyecto de ley”, ha remarcado Rajoy. Ha quedado que el presidente está dispuesto “a dialogar” sobre la futura ley del aborto.