LOS MINISTROS

Aquel Gobierno 30 años después

EL PAÍS reúne a algunos miembros del primer Gabinete de Felipe González

Felipe González llega el miércoles con una impecable puntualidad a la cita en el emblemático hotel Palace de Madrid, donde el PSOE celebró el 28 de octubre de 1982 la aplastante victoria electoral que le dio una mayoría absoluta incontestable y a él le aupó a la presidencia del Gobierno. Pocos pasos antes ha subido las escaleras del vestíbulo Alfonso Guerra, con el que formaba un dúo inseparable y ocuparía la vicepresidencia. La imagen de ambos, con las manos entrelazadas en alto asomando por una ventana del citado hotel, es hoy un icono del socialismo español.

EL PAÍS les ha convocado allí para conmemorar, junto a otros miembros del primer Gobierno socialista, los 30 años de la formación del aquel gabinete el 2 de diciembre de 1982. El primero en llegar ha sido Carlos Romero, que aquel día ocupó la cartera de Agricultura y al que ahora, con 71 años, la jubilación de la Administración, donde trabajaba, le permite controlar su tiempo. Algo parecido le ha ocurrido a Javier Moscoso, que ha llegado con su hijo, el diputado socialista Juan Moscoso, y que ya, con 78 años, ha dejado la carrera judicial (fue fiscal del Supremo y miembro del Consejo General del Poder Judicial) y preside la Editorial Aranzadi. Como ministro de la Presidencia hizo una reforma de la Administración y dejó para la posteridad los famosos moscosos (días de libre disposición de los funcionarios). También están el que fuera ministro de Justicia, Fernando Ledesma (72 años), que, tras ser magistrado del Supremo, es consejero permanente del Consejo de Estado, del que también fue presidente, y Tomás de la Quadra-Salcedo (66 años), que fue ministro de Administración Territorial (luego sería presidente del Consejo de Estado y ministro de Justicia) y hoy es catedrático de Derecho Administrativo en la Universidad Carlos III.

Después llegan Javier Solana (70 años), que ocupó la cartera de Cultura y estuvo en todos los Gobiernos de Felipe en distintos puestos (Portavoz, Educación y Asuntos Exteriores) antes de ser secretario general de la OTAN (luego fue Alto Representante de la UE y ahora es presidente del Centro para la Economía Global de ESADE); Enrique Barón (68 años), ministro de Transporte, Turismo y Comunicaciones, que acaba de aterrizar de vuelta de Costa Rica (preside las fundaciones Yehudi Menuhin y la de Sociedad de Información Europea, es catedrático Jean Monnet de la Universidad de Castilla-La Mancha y ha sido europarlamentario 18 años y presidió el Parlamento Europeo de 1989 a 1992); y José Barrionuevo (70 años), ministro del Interior (lo sería también de Transportes), que, tras haber estado unos meses en la cárcel por el caso GAL y recibir un indulto parcial, ahora es empresario y abogado.

Tras la foto, charlan del pasado y del presente mientras toman un café en el bar del Palace, bajo la citada foto de González y Guerra. Guerra tiene que volver al Congreso, donde es el único diputado que lleva todas las legislaturas desde 1977 (también preside la Fundación Pablo Iglesias) y De la Quadra debe salir disparado a la Universidad. Los demás se sientan en círculo a instancias de Felipe. No faltan las críticas al Gobierno y también, algunas, al anterior de Zapatero. Unos hace tiempo que no se ven; preguntan por los ausentes; se comprometen a volverse a reencontrar...

No pudieron acudir, por una razón u otra, los 17 miembros del aquel Gobierno. Ernest Lluch, que ocupó la cartera de Sanidad, fue asesinado por ETA en 2000 después de haber sido rector de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo. Fernando Morán (86 años), titular de Asuntos Exteriores y el mayor de aquel Gobierno que tiene la media de edad más joven de la historia de España (41,5 años) vive en una residencia de El Escorial con su mujer. Joaquín Almunia (64 años), que era el más joven y se responsabilizó de Trabajo, actualmente es comisario de Competencia tras haber sido de Economía y antes secretario general del PSOE y candidato a las elecciones de 2000. Precisamente, se encuentra dando una rueda de prensa sobre las ayudas a la banca española en el momento en que se hace la foto. Julián Campo (74 años), ministro de Obras Públicas y Urbanismo y hoy economista e ingeniero industrial jubilado, acaba de volver al pueblo del burgalés del valle de Mena donde reside. Narcís Serra (69 años), ministro de Defensa, tiene un despacho y da clases en el Instituto de Estudios Internacionales en Barcelona. A José María Maravall (70 años), que se encargó de Educación, le es imposible cambiar un encuentro que él ha organizado como director del Centro de Estudios Avanzados del Instituto Juan March. A Miguel Boyer (73 años), ministro de Economía, Hacienda y Comercio, le impide acudir la sesión diaria de rehabilitación que tiene que hacer como consecuencia de un ictus que tuvo en febrero. Ejerce como consejero del Grupo Hispania y de Red Eléctrica tras haber presidido el Banco Exterior, CLH y trabajado para FCC. Y Carlos Solchaga (68 años), ministro de Industria y, desde 1985 (cuando dimitió Boyer al exigir una vicepresidencia que González no le dio) hasta 1993, de Economía, está en Gijón por su trabajo en el despacho Solchaga & Recio.

Ambos, principales artífices de la profunda reforma económica que hizo el Gobierno, se reúnen dos días después en casa del primero. Boyer y Solchaga, grandes amigos, se funden en un abrazo. Pasean un rato por el jardín otoñal. Luego regresan al despacho, lleno de libros, sobre todo científicos y de economía. Mientras posan, recuerdan episodios de aquellos días. Cómo, cuándo y con quién decidieron la devaluación de la peseta a los pocos días de formar Gobierno (“fue en tu casa de El Viso y estábamos Álvarez Rendueles [gobernador del Banco de España], Mariano Rubio [subgobernador] y Miguel Ángel Fernández Ordóñez [secretario de Economía], tú y yo”, interviene Solchaga) o el proceso de la reconversión industrial, que impulsarían pocas semanas después. Boyer, que suele recibir visitas de González, muestra muchas ganas de salir y relacionarse y pregunta con guasa: “¿Va bien España?"

Sobre la firma

Miguel Ángel Noceda

Corresponsal económico de EL PAÍS, en el que cumple ya 32 años y fue redactor-jefe de Economía durante 13. Es autor de los libros Radiografía del Empresariado Español y La Economía de la Democracia, este junto a los exministros Solchaga, Solbes y De Guindos. Recibió el premio de Periodismo Económico de la Asociación de Periodistas Europeos.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción