Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP asegura que “a nadie le va bien” el desplome electoral del PSOE

Cospedal reclama una oposición "con rumbo" para alcanzar "grandes acuerdos"

Pons: “La caída del PSOE está permitiendo que su lugar lo ocupe la izquierda antisistema”

La inquietud por el desplome del PSOE en las elecciones autonómicas del domingo se abre paso también en casa del enemigo. Y si durante la noche electoral en la sede nacional del PP ya había quien manifestaba su preocupación, hoy la dirección del partido se ha pronunciado abiertamente sobre el mal resultado de los socialistas, tras lo que Ferraz prometió una "renovación ideológica" y un giro en la línea de oposición.

La secretaria general del PP, Dolores de Cospedal, ha deseado esta mañana que el PSOE "encuentre pronto su rumbo", en referencia, en primer lugar, a la posibilidad de alcanzar "grandes acuerdos" parlamentarios en "cuestiones trascendentales". Esto es, los grandes debates que, por su relevancia, deberían contar con el apoyo de las principales formaciones políticas, como la reforma de la Administración o el modelo territorial.

La cúpula de los populares lleva unos meses defendiendo la necesidad de tener un interlocutor fuerte, con amplio respaldo de las urnas, para intentar pactar con mayor legitimidad en el Congreso de los Diputados. Más allá de organización interna y de la continuidad del secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, los populares centran su discurso en la estabilidad. Cospedal, por ejemplo, se ha limitado a señalar, durante un desayuno informativo celebrado en Málaga,  que el principal partido de la oposición "se encuentra en una situación muy delicada", informa EP, antes de agregar que "es necesario que haya un partido de izquierdas, que tenga una cabeza, un objetivo y una dirección en nuestro país".

La número dos del PP ya matizó ayer que son los socialistas los que tienen que sopesar su situación y el modelo de oposición. Aun así, hoy ha considerado "muy importante para España que el PSOE decida cuál es su camino, qué es lo que quiere presentar a los españoles, qué tipo de partido quiere ser y qué es lo que quiere defender". 

En una línea parecida, el secretario de Estudios y Programas del PP, Esteban González Pons, ha indicado en una entrevista en los Desayunos de TVE que  “al Partido Popular le viene bien políticamente que el PSOE esté en crisis, pero en la vida real a nadie nos viene bien que esté en la situación en la que está”.

Así, ha explicado por qué no cree conveniente que los socialistas atraviesen una crisis. “En primer lugar, porque España necesita que el Gobierno tenga siempre una alternativa y esa debería ser el Partido Socialista". Y también, en relación con las tensiones territorial, "porque para afrontar la crisis y el desafío al que nos someten los gobernantes catalanes ahora mismo, el PP necesitaría contar con un Partido Socialista con el que pudiera pactar". Y por último, identificando al PSOE como "la izquierda del sistema", ha opinado que "la caída del PSOE está permitiendo que su lugar lo ocupe la izquierda antisistema”.