Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy apuntará en el Congreso sus nuevos recortes y el giro de su política

El presidente hará de su obligada comparecencia su primer debate sobre la crisis

Rajoy apuntará en el Congreso sus nuevos recortes y el giro de su política Ampliar foto

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, debía al Congreso una explicación sobre sus cambios de criterio, sus flagrantes incumplimientos del programa electoral, sobre el rescate de 100.000 millones de euros para la banca española y, especialmente, sobre los drásticos recortes sociales aprobados en sus seis primeros meses de mandato.

El presidente irá hoy al Congreso, obligado, para dar cuentas de la cumbre Europea de hace 10 días. Pero la comparecencia se convertirá en su primer debate monográfico sobre la crisis desde que es presidente. La cita de hoy es una especie de sustituto de otras. De la media docena de comparecencias pedidas por todos los demás grupos que el PP ha bloqueado con su mayoría absoluta. Y sobre todo del debate sobre el estado de la nación, que Rajoy ha decidido suprimir este año.

El Rey presidirá el viernes el Consejo antes de anunciar los nuevos recortes

La diferencia es que hoy los grupos tienen 15 minutos cada uno, ampliables según la flexibilidad del presidente, mientras que en el del estado de la nación tendrían más del doble y mayor posibilidad de dúplicas.

Previsiblemente, Rajoy hará el discurso político que no ha hecho hasta ahora, explicando su gestión, sus objetivos y su hoja de ruta y, además, incorporará el apunte de las próximas medidas de recorte que prepara y el giro de su política hacia cosas que siempre prometió no hacer. Por ejemplo, la subida del IVA, la supresión de la desgravación por vivienda, la eliminación de Ayuntamientos y la supresión de puestos de trabajo públicos. Es al menos lo que esperan distintas fuentes gubernamentales.

Los anteriores recortes, que incluían un tajo de 10.000 millones de euros en sanidad y educación, fueron anunciados en una nota de prensa y aún no han sido explicados por Rajoy en el Congreso. En el caso del IVA, constan en el diario de sesiones compromisos firmes del presidente y sus ministros muy recientes en contra de su incremento y sus durísimas críticas a la subida que aprobó el Gobierno de Zapatero. Hubo hasta recogidas de firmas.

Esta vez, fuentes del Gobierno explican que el presidente apuntará las medidas para que sean aprobadas el viernes en el Consejo de Ministros. Esa cita empezará con un Consejo deliberativo que presidirá el Rey en la Zarzuela. Es tradición que el Monarca presida algún Consejo de Ministros en el inicio de la legislatura, lo ha hecho en ocho ocasiones, la última en 2008, al inicio de la segunda de José Luis Rodríguez Zapatero. Esta vez se ha ido aplazando, estaba prevista para marzo, cuando el Rey se fracturó la cadera en África mientras cazaba elefantes y, finalmente, se producirá en el momento más difícil para Rajoy en sus seis meses de mandato. Por eso, ayer hubo cierta suspicacia entre el resto de grupos que recelan de la imagen del Rey con el Gobierno el día que se anuncien unas medidas tan duras. “Esperamos, confiamos y deseamos que no haya ninguna intencionalidad”, advirtió la portavoz del PSOE, Soraya Rodríguez.

Los grupos dudan de la intencionalidad de invitar a la reunión al Monarca

El líder socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba, respaldó al Gobierno en vísperas de la cumbre europea y no cuestionó los resultados, pero previsiblemente hará un discurso en el que critique los vaivenes del Gobierno y, sobre todo, esos condicionantes que, según algunos grupos, dejan a España en situación práctica de intervención.

Si hay algún grupo que mínimamente pueda tender puentes al Gobierno será CiU, pero su portavoz Josep Antoni Duran Lleida mantiene serias discrepancias sobre la actuación de Rajoy. El resto de grupos han sido críticos con los recortes, el rescate y, sobre todo, la actuación de Rajoy.

Actividad en agosto

El Congreso celebrará dos plenos extraordinarios en las dos últimas semanas de julio y es previsible que pueda celebrarse alguno durante el mes de agosto.

La próxima semana habrá un pleno con sesión de control el miércoles, con la elección de los cargos institucionales pactados por los dos grandes partidos. Estos cargos concluyeron ayer su comparecencia y audiencia previa en la Comisión de nombramientos del Congreso, de la que forman parte solo los siete portavoces de los diferentes grupos.

La otra semana, los días 24 y 25 de julio, habrá otro pleno para convalidar las medidas que apruebe este viernes el Consejo de Ministros y para aprobar el llamado techo de gasto que saldrá del Consejo de Ministros del día 20. Ese techo de gastos es el primer paso para los Presupuestos de 2013 que se presentarán en septiembre y que contendrán un nuevo recorte.

En principio, el Gobierno podría celebrar Consejos de Ministros durante todo el mes de agosto y es previsible que el Congreso tenga que convocar algún pleno extraordinario ese mes, para convalidar los decretos de nuevos ajustes que puedan ir aprobándose.

Más información