_
_
_
_

La comunidad internacional compromete 7.000 millones para la reconstrucción de Turquía y Siria tras el terremoto

Las donaciones se conocen después de que la ONU lamentara la débil respuesta al llamamiento de urgencia para recaudar fondos para los dos países afectados

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, y el primer ministro sueco, Ulf Kristersson, este lunes en Bruselas. Foto: JOHN THYS (AFP) | Vídeo: EFE
Silvia Ayuso

La comunidad internacional cierra filas con las poblaciones de Turquía y Siria tras el devastador terremoto que el 6 de febrero dejó más de 57.000 muertos y ciudades y comunidades enteras devastadas. Las decenas de participantes en una conferencia de donantes organizada por la Comisión Europea y la presidencia sueca de la UE han comprometido este lunes un total 7.000 millones de euros en ayudas para la reconstrucción de la zona arrastrada en la peor catástrofe natural en décadas de la región.

Es “un buen día para la solidaridad internacional”, ha celebrado la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, justo después de que el primer ministro sueco, Ulf Kristersson, anunciara el monto final acumulado, tras una jornada de discusiones en el que han participado unos 60 países e instituciones internacionales.

Las donaciones se conocen después de que, hace dos semanas, el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) lamentara la débil respuesta al llamamiento de urgencia que realizó a mediados de febrero para recaudar en el plazo de tres meses más de 1.000 millones de dólares para Turquía y otros 400 millones para Siria.

Solo Bruselas ha anunciado que liberará 1.100 millones de euros para la reconstrucción en Turquía y otros 108 millones más para ayuda humanitaria en la vecina Siria. Varios países, entre ellos España, han prometido también que ayudarán con fondos suplementarios millonarios, aunque con unos montos que se quedan lejos de las pérdidas estimadas por los afectados. En total, ha destacado Von der Leyen, casi la mitad de las donaciones prometidas, 3.300 millones, proceden de Europa. “Le hemos demostrado al mundo que apoyamos a los que nos necesitan. Y que siempre estamos con nuestros socios”, ha aseverado.

“Nos aseguraremos de que los compromisos son entregados íntegramente y a tiempo”, ha prometido la jefa del Ejecutivo europeo, quien al inaugurar la conferencia había recordado que, a mes y medio de la tragedia, “las necesidades de los supervivientes siguen siendo masivas y deben ser atendidas con urgencia”. “Millones se han quedado sin casa y viven en tiendas”, ha recordado Von der Leyen. Entre las prioridades, ha enumerado, está “reconstruir casas, escuelas y hospitales” bajo los “mejores” estándares antisísmicos, reparar infraestructuras para garantizar el flujo de agua potable, así como recapitalizar los servicios públicos y los negocios privados para que las familias puedan salir adelante a largo plazo.

La mayor parte de las ayudas irán a Turquía, el país más afectado por los terremotos, y del que se tienen, además, cifras más fiables. Para la población afectada en Siria se destinarán unos 950 millones de euros del total comprometido, ha indicado Von der Leyen.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Al paquete prometido por la Comisión Europea, se han unido las donaciones de diferentes países participantes en la conferencia internacional, presidida por Von der Leyen y por Kristersson, cuyo país ostenta la presidencia rotatoria de la UE (y al que Turquía mantiene por el momento vetada la entrada en la OTAN). A la cita en Bruselas estaban invitados tanto los miembros de la UE como los países candidatos, los miembros del G-20 —salvo Rusia—, países del Golfo y organizaciones internacionales humanitarias y financieras.

Suecia aportará 45 millones de euros, una cantidad similar a la anunciada por el ministro de Asuntos Exteriores español, José Manuel Albares, que ha adelantado que España aportará un “primer paquete” de 55 millones de euros. De estos, ha adelantado en declaraciones a la prensa, 50 millones serán créditos blandos a disposición de Turquía y, el resto, ayuda humanitaria para las víctimas en los dos países. Alemania, por su parte, ha revelado que duplicará su ayuda a las víctimas hasta los 240 millones de euros, mientras Francia añadirá 12 millones a los 30 ya aportados en un primer momento. Estados Unidos ha aprovechado la conferencia para anunciar que aumentará en otros 50 millones de dólares su ayuda, por un total de 235 millones de dólares ( unos 220 millones de euros).

Las ayudas, según Kristersson, serán canalizadas a través de las agencias internacionales de Naciones Unidas. La cita de este lunes, realizada en el marco de un consejo de ministros de Exteriores y de Defensa reunidos para discutir el envío de más municiones a Ucrania, “proporciona a la UE y a la comunidad internacional la oportunidad de demostrar a turcos y sirios que estaremos a su lado para reconstruir sus vidas”, había asegurado el primer ministro sueco.

El terremoto de 7,8 grados de magnitud que sacudió la región en la madrugada del 6 de febrero, seguido de una potente réplica unas pocas horas después, causó la muerte en Turquía de al menos 50.000 personas, y más de 7.000 en Siria, aunque ahí las cifras son menos precisas debido a la complicada situación política de la zona afectada.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

Silvia Ayuso
Corresponsal en Bruselas, después de contar Francia durante un lustro desde París. Se incorporó al equipo de EL PAÍS en Washington en 2014. Licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, comenzó su carrera en la agencia Efe y continuó en la alemana Dpa, para la que fue corresponsal en Santiago de Chile, La Habana y Washington.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_