Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ciclón tropical mediterráneo Jenofonte comienza a golpear Grecia

El 'medicane' afectará este fin de semana sobre todo al sur de Grecia y a Sicilia con fuertes vientos y lluvias

Medicane
Un hombre intenta hacer una foto en el puerto de Rafina, al este de Atenas. AP

Un ciclón tropical mediterráneo —un fenómeno raro conocido también como medicane, por la contracción de mediterranean hurricane, huracán mediterráneo en ingles se cierne sobre el Mediterráneo central y se prevé que afecte a partir de este viernes sobre todo al sur de Grecia y a Sicilia. Ha sido bautizado Jenofonte y los fuertes vientos que lo acompañan ya obligaron a cerrar este miércoles los puertos griegos del Pireo, Rafina y Lavrio, así como todas las escuelas en las islas de Míkonos, Andros y Tinos, para evitar accidentes. 

Los barcos permanecieron anclados este jueves por segundo día consecutivo en los principales puertos de Grecia debido a ráfagas de viento y a un frente frío de bajas presiones "inusual para la temporada", según fuentes de la policía portuaria y el servicio meteorológico griego.

El otoño ha entrado en Grecia con vientos que alcanzaron fuerza 10 en la escala de Beaufort y bajadas de temperatura de hasta 12 grados en comparación con el pasado lunes. Además, a partir de este jueves se prevén fuertes lluvias y un aumento de la intensidad de los vientos, que afectarán a Grecia hasta finales de semana, informan medios locales.

El medicane es un ciclón tropical a pequeña escala, que se forma cuando una bolsa de aire frío en altura se posiciona sobre una masa de agua caliente, por lo que el otoño es una época propicia para su aparición. El ciclón ha sido bautizado Jenofonte por el servicio meteorológico del Observatorio Nacional de Atenas, en honor a un conocido historiador y filósofo de la Antigua Grecia, discípulo de Sócrates e Isócrates.

Desde el miércoles los bomberos  han recibido "más de 400 llamadas" de Attiki, en el departamento de Atenas, "para talar árboles y eliminar cualquier objeto que pueda causar daños", ha declarado a AFP el jefe de bomberos.

Según informa la Guardia Costera griega, el martes ya se tuvo que rescatar a nueve turistas que iban a bordo de un velero con bandera francesa en el Golfo Sarónico, que se abre entre las regiones del Ática y del Peloponeso, por los vientos de fuerza 7 y 8 en la escala Beaufort. Los nueve turistas fueron trasladados al puerto del Pireo y se encuentran bien.

Este jueves están canceladas la mayoría de las conexiones entre el continente y las islas del Egeo debido a los fuertes vientos de hasta 85 kilómetros por hora, según el servicio meteorológico griego. Los departamentos de Atenas, las islas del Egeo, el centro y el este del Peloponeso están en alerta naranja y las escuelas han permanecido hoy también cerradas por precaución.

"El fenómeno empeorará el viernes y se extenderá por todo el país, especialmente en el norte", donde la temperatura bajará aún más, a 10 grados por debajo del promedio de la temporada ", según el el servicio meteorológico griego. En noviembre del año pasado, otro medicane de nombre Numa se cobró más de veinte victimas a su paso por Grecia.

Más información