Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los socios europeos instan a prepararse para un Brexit sin acuerdo

Los Veintisiete se inquietan ante la “falta de avances” del divorcio entre Reino Unido y la UE

El primer ministro belga, Charles Michel, recibe de Theresa May la camiseta de la selección inglesa en la cumbre europea.
El primer ministro belga, Charles Michel, recibe de Theresa May la camiseta de la selección inglesa en la cumbre europea. REUTERS

La Unión Europea se impacienta por la falta de avances en el asunto más sensible del Brexit: la frontera de Irlanda del Norte. Y esa demora, cuando faltan nueve meses para la fecha de salida de Reino Unido, les lleva a considerar seriamente la posibilidad de fracaso. Los 27 jefes de Estado y de Gobierno que permanecerán en el bloque comunitario tras el divorcio británico tienen previsto acentuar este viernes los reproches a su todavía socio, con avisos de que todo puede descarrilar.

“El Consejo Europeo [de los 27] expresa su preocupación de que no se hayan alcanzado aún progresos sustanciales para acordar una garantía para Irlanda e Irlanda del Norte”, lamenta el texto de conclusiones que esperan aprobar los líderes europeos, sin la presencia de la primera ministra británica, Theresa May. El Consejo Europeo confiaba en tener ya resuelta para esta cumbre la espinosa cuestión de cómo situar una frontera exterior de la UE entre Irlanda, país miembro, y su vecina Irlanda del Norte, territorio británico. Sin ese importante elemento, pierde peso la hipótesis de cerrar todo el acuerdo del Brexit en octubre, como pretendían los socios europeos.

El texto, sujeto a cambios, recoge el temor cada vez más compartido por empresas y Gobiernos. Los Veintisiete “llaman a los Estados, a las instituciones de la Unión y a todos los actores a reforzar sus planes de contingencia en todos los niveles y para todos los escenarios”.

Holanda, uno de los países más inquietos por el impacto en su comercio con Reino Unido, lo expresa con claridad. “No estoy perdiendo la paciencia, pero se nos acaba el tiempo de llegar a un acuerdo. Entiendo que es difícil llegar a un entendimiento en el Gobierno de Theresa May, pero tiene que hacerlo”, reclamó este jueves el primer ministro holandés, Mark Rutte. Los líderes recuerdan que Londres se comprometió a garantizar incluso un alineamiento regulatorio de Irlanda del Norte con el resto de la UE para evitar una frontera rígida, pero ahora le cuesta aceptarlo.

Más información