Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Tribunal Electoral mete a El Bronco en la carrera presidencial con una polémica decisión

Cuatro magistrados fallan a favor del exgobernador de Nuevo León, acusado de hacer trampas por la autoridad electoral

Jaime Rodríguez Calderón, en su casa de Villa García.
Jaime Rodríguez Calderón, en su casa de Villa García.

La campaña presidencial mexicana ya tiene su primer escándalo. Cuatro de los siete magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial (TEPJF) votaron esta madrugada a favor de sumar a la contienda a Jaime Rodriguez Calderón, conocido como El Bronco. El polémico gobernador con licencia del Estado de Nuevo León, quien se convirtió en 2015 en el primer gobernante independiente del país, podrá ser el quinto aspirante presidencial en la boleta rumbo al 1 de julio. El tribunal ha dado una nueva oportunidad al político a pesar de que la autoridad electoral, el Instituto Nacional Electoral (INE), encontró numerosas irregularidades en los apoyos que reunió para conseguir la candidatura.

Los magistrados también han dado oxígeno a Armando Ríos Piter, el exsenador que abandonó el PRD para sumarse al movimiento independiente. Los anhelos de Rodríguez y Ríos Piter fueron frustrados el pasado 29 de marzo por los consejeros del INE. El instituto rechazó sus candidaturas al hallar múltiples anomalías en la recolección del requisito de al menos 866.000 firmas que representaran el 1% de la lista nominal en 17 de 32 Estados. El INE encontró irregularidades en el 58% de las más de dos millones de apoyos del Bronco. Solo el 13% de las firmas entregadas por Ríos Piter fueron legales, unas 242.000.

Los políticos acudieron al último recurso que tenían e impugnaron esta decisión. Lo hicieron ante este tribunal constitucional en materia electoral. Los magistrados debatieron la noche del lunes durante más de tres horas sobre el futuro de dos políticos que han sido tachados de tramposos por la opinión pública mexicana. El magistrado Felipe Fuentes presentó un proyecto en el que dijo que el INE violentó el derecho de audiencia del gobernador de Nuevo León cuando este intentó justificar las firmas consideradas apócrifas. Su propuesta fue respaldada por la mayoría: los magistrados Indalfer Infante, José Luis Vargas y Mónica Soto.

El magistrado Vargas dijo que existe una duda razonable con la que el Bronco podría haber alcanzado el umbral requerido, pues quedó solamente a 16.000 apoyos de la meta. Más de un millón de firmas le fueron invalidadas. “Creo que existe una duda de qué pasó con esas inconsistencias. No podemos dar solo carpetazo a la autoridad administrativa [el INE]”, agregó.

En una elección o en un proceso de captación de apoyo ciudadano no todo se vale. El fin no puede y no debe justificar los medios

Janine Otárola, presidenta del TEPJF

Los consejeros del INE hallaron que los gestores del Bronco habían enviado “centenares y hasta miles de apoyos ciudadanos” con base en fotocopias de credenciales para votar registradas en un mismo domicilio y que fueron enviados en horarios inusuales de altas horas de la madrugada. “Esta conducta se detectó en varias ocasiones”, dijeron los consejeros al rechazar el registro de Rodríguez Calderón, que gastó más de 20 millones de pesos (un millón de dólares) en esta empresa.

“No podemos decir en este momento que existen las inconsistencias. No nos las mandaron, no existen en el expediente”, señaló Infante en un momento de la larga sesión de este lunes. El magistrado cree que la aplicación diseñada por el INE hacía difícil cotejar la información de las credenciales de elector capturadas. “Se les quitaba la posibilidad de probar su inocencia”.

Otro proyecto elaborado por la magistrada Soto y respaldado por la misma mayoría citada dio a Ríos Piter 10 días más para acudir ante el INE y exigir la revisión de sus apoyos. El exlegislador no acudió, como sí lo hizo El Bronco, ante las autoridades electorales para subsanar los errores de su proceso cuando le fue rechazada la candidatura. “Dejó de registrar interés”, consideró el magistrado Felipe de la Mata, quien votó por dejar fuera de la contienda ambos políticos.

El fraude electoral ha recibido la sanción de los jueces

Diego Valadés, jurista

La mayoría de magistrados apostó por proyectos supuestamente garantistas, que corregían los vicios del INE y respetaban los derechos políticos de los aspirantes a ser votados. Sin embargo, la minoría formada por Felipe de la Mata, Reyes Rodríguez y la magistrada presidenta del Tribunal, Janine Otárola, se opusieron a esta interpretación. “En una elección o en un proceso de captación de apoyo ciudadano no todo se vale. El fin no puede y no debe justificar los medios”, dijo la presidenta del órgano de justicia. Fue la única que dijo que un aspirante a la presidencia de un país debe evitar acciones que cuestionen “su ética y su compromiso con la democracia”. El tono que utilizó mientras leía su opinión era el de un discurso de derrota.

La decisión del Tribunal fue inmediatamente repudiada por varios expertos en Derecho. “Infringir la ley y recibir un premio es alarmante”, dijo Diego Valadés, un reputado jurista de la UNAM. “El fraude electoral ha recibido la sanción de los jueces. Estamos presenciando un fenómeno muy deplorable. Las instituciones en crisis”, escribió en Twitter. “Permitir que un candidato independiente figure en la boleta pese haber hecho trampa es un pésimo mensaje hacia los resultados del 1 de julio”, trinó el abogado Miguel Carbonell.

El fallo profundiza las ya de por sí profundas divisiones que existen entre el INE y el Tribunal Electoral. Los magistrados reprendieron esta noche a los consejeros del INE por los “pronunciamientos” que hicieron en contra El Bronco y Ríos Piter. “La autoridad electoral tiene un deber de prudencia. Y más cuando no existía un dictamen consolidado”, dijo Vargas al recordar, tácitamente, que son ellos quienes tienen la última palabra sobre lo que suceda en los comicios de julio. Una palabra que cuando menos hoy ya es polémica.