Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El periodista marroquí acusado de violación alega falsedad en las pruebas

El proceso contra el director del diario 'Ajbar al Yaum', aplazado tras una primera audiencia muy tensa

Taoufik Bouachrine (izquierda) junto al caricaturista Khalid Gueddar en una fotografía de 2009.
Taoufik Bouachrine (izquierda) junto al caricaturista Khalid Gueddar en una fotografía de 2009. Getty Images

La sala séptima del tribunal estaba repleta y el juicio, cargado de simbolismo. En el banquillo de los acusados se sentó este jueves el periodista Taufic Buachrín, director del diario Ajbar al Yaum, casado y con hijos, próximo al islamista Abdelilá Benkirán, exjefe de Gobierno (2011-2017). Buachrín está acusado por la fiscalía general de Casablanca de varios delitos de índole sexual, como violación, intento de violación y trata de seres humanos. La fiscalía asegura que hay ocho mujeres, la mayor parte periodistas, que han presentado testimonios contra él. El sindicato de periodistas marroquí se personó en el caso del lado de las denunciantes. En total había más de 30 abogados en la sala. A nadie se le escapaba de que la audiencia se abría precisamente el 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer.

Dos días antes del juicio, el medio en árabe adare.ma difundió lo que presentó como extractos de la declaración del periodista ante la Brigada Nacional de la Policía Judicial (BNPJ). El documento comienza con el interrogatorio de los agentes a Buachrín:

-Según vuestra declaración contenida en el primer procedimiento verbal, usted dice que no ha practicado ningún acto sexual en su oficina situada en la sede de Ajbar al Yaum sobre ninguna de las periodistas que trabajan en vuestra empresa ni sobre ninguna otra. Sin embargo, las grabaciones de vídeo que le invitamos a ver prueban lo contrario. Esas grabaciones son como siguen:

1.- “Grabación de vídeo fechada el 5 de mayo de 2015, de una duración de 15 minutos, donde se le ve a usted practicando un acto sexual sobre la denominada…”

Y así hasta 50 vídeos enumerados, con sus correspondientes fechas, desde el 6 de enero de 2015 al 30 de enero de 2018. La policía le señala que en 38 de esas grabaciones aparece practicando un acto sexual. En uno de ellos, del 13 de noviembre de 2017, el atestado policial señala: “Grabación con fecha del 13 de noviembre de 2017, donde se le ve practicando un acto sexual con dos personas al mismo tiempo, la denominada… Y la denominada…”.

El juicio comenzó con escenas de alta tensión entre el abogado defensor del periodista, Mohamed Ziane, y otro letrado que defiende a las denunciantes. El tema de discusión era que Ziane se oponía a que llamase “víctimas” a las mujeres que interpusieron la denuncia. La audiencia tuvo que ser interrumpida en cuatro ocasiones durante cuatro horas. Finalmente, el juicio fue aplazado al 15 de marzo.

Mohamed Ziane enarboló también el Día Internacional de la Mujer para referirse a una de las supuestas denunciantes que aseguró no haber presentado jamás denuncia contra Buachrín. “A pesar de todas las presiones que está recibiendo”, alegó Ziane, “esta mujer ha elegido decir la verdad”.

Tras el juicio Ziane indicó a este diario: “Buachrín niega que jamás haya grabado a una mujer en su despacho y niega también haber fornicado en su despacho. Así que mi cliente y yo nos negamos a ver los vídeos mientras la policía no aclare cuál ha sido el procedimiento para grabar los vídeos”. “A Buachrín lo están castigando por motivos políticos”, continuó Ziane, “pero lo están haciendo muy mal. Lo han acusado de flagrantes delitos sin pasar siquiera por un tribunal de instrucción”.

Como resumen de lo que fue el Día de la Mujer en Marruecos, una feminista europea que lleva varios lustros viviendo en el país señalaba: “Si te viola Buachrin lo puedes denunciar y te hacen caso, pero si te viola otro no. Aquí, hasta a las feministas practicantes les da miedo la palabra feminista”.

Más información