Un deslizamiento de tierra sepulta una aldea en China

Una parte alta de una montaña cayó sobre la aldea de Xinmo, al suroeste del país

Los equipos de rescate buscan a los desaparecidos.CCTV AFP | ATLAS (atlas)

Las imágenes que ofrece la televisión estatal china muestran una gran llanura gris hasta donde alcanzan los ojos, allá donde debían haber estado la ladera de una montaña, una aldea y un río cruzado por barcazas. Al menos 112 personas continúan desaparecidas bajo el barro y las piedras tras el corrimiento de tierras que ha sepultado la aldea de Xinmo, en la región autónoma tibetana de la montañosa provincia de Sichuán, en el centro de China.

Más información

El desastre ocurrió a primeras horas de la mañana, cuando la mayoría de los habitantes de Xinmo se encontraban aún en sus casas. Las lluvias, según han explicado las autoridades del condado de Maoxian, del que depende la aldea, fueron las responsables del derrumbe de la parte más alta de la montaña, que cayó sobre la pequeña localidad. La zona no cuenta con demasiada vegetación y ya había quedado expuesta a posibles avalanchas después del gigantesco terremoto que sacudió esta provincia, incluida esta zona, en 2008 y dejó más de 80.000 muertos.

Al menos 62 casas, según la agencia de noticias Xinhua, quedaron completamente sepultadas. El lecho del río junto a Xinmo ha desaparecido a lo largo de dos kilómetros, completamente cubierto por pedruscos. 1.600 metros de carretera también han quedado impracticables.

La misma lluvia que causó el deslizamiento continúa en la zona e impide las tareas de rescate. Hasta el momento, tres personas de una misma familia han podido ser rescatadas, aunque un cuarto permanece sepultado. Se han localizado también al menos cinco cadáveres.

En un indicio de la prioridad que las autoridades han concedido a la situación, Wang Dongming, el propio secretario general del Partido Comunista provincial, la mayor autoridad local sichuanesa, se ha desplazado a la zona del suceso para supervisar las tareas de asistencia.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Un millar de personas equipadas con instrumentos para la detección de señales de vida bajo los escombros, y vehículos excavadores, han sido enviadas para apoyar los trabajos de rescate y ayuda, según la agencia estatal china Xinhua. En toda la zona se ha declarado el estado de emergencia de nivel 1, el más alto posible.

Deng Congbi, de 62 años y residente en una aldea vecina, expresó su temor al periódico digital de Shanghái “The Paper” su temor de que no se logre rescatar a nadie con vida. “Todos ellos son nuestros familiares y amigos… Nos rompe el corazón”.

El presidente chino, Xi Jinping, ha dado órdenes de que no se escatimen esfuerzos en la búsqueda de supervivientes.

Pero además de las lluvias, los equipos de asistencia se encuentran con la complicación de hacer llegar el material de rescate, especialmente máquinas excavadoras grandes, a esa zona montañosa y bloqueada por el derrumbe. El director del equipo de rescate, Wang Yongbo, indicó en declaraciones a la cadena estatal CGTN que por el momento están “usando palas y nuestras propias manos para horadar” la cubierta de rocas y barro.

Según este especialista, la mayor parte de las viviendas de la aldea son edificaciones de ladrillo que se reconstruyeron tras el terremoto de 2008.

El condado de Maoxian está habitado principalmente por la minoría Qiang, una sociedad matrilineal que tradicionalmente reside en aldeas-fortaleza en las montañas.

Varias provincias de China (entre ellas Hunan, Hubei, Guizhou y Anhui), en el centro y sur de China, han emitido alertas de emergencia después de las recientes inundaciones, informa Efe. En las provincias de Hunan y Hubei, en el centro de China, las inundaciones provocadas por las lluvias de los dos últimos días han afectado a unas 466.500 personas y han causado la muerte de al menos dos personas.

Sobre la firma

Macarena Vidal Liy

Es la corresponsal de EL PAÍS en Asia. Previamente trabajó en la agencia EFE, donde ha sido delegada en Pekín, corresponsal ante la Casa Blanca y en el Reino Unido. También ha cubierto conflictos en Bosnia-Herzegovina y Oriente Medio como enviada especial. Es licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción