Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Unión Europea, Premio Princesa de Asturias de la Concordia 2017

El jurado destaca el "modelo único de integración política" del proyecto comunitario

El presidente del Principado de Asturias, Javier Fernández en Oviedo, durante la lectura del fallo. ATLAS

La Unión Europea recibe un importante reconocimiento en España cuando se enfrenta a algunos de los mayores desafíos de su historia. El proyecto surgido sobre las cenizas de la Segunda Guerra Mundial ha recibido este miércoles el Premio Princesa de la Concordia 2017. El jurado destaca el "modelo único de integración política supranacional" que representa esta unión de 28 Estados europeos.

Bruselas ha acogido con entusiasmo un galardón que llega apenas dos días después de que arrancara formalmente la histórica negociación del Brexit. "Es un reconocimiento significativo en un año marcado por el 60º aniversario del Tratado de Roma", han valorado en un comunicado conjunto los presidentes de las tres grandes instituciones comunitarias: Jean-Claude Juncker (Comisión Europea), Donald Tusk (Consejo Europeo) y Antonio Tajani (Parlamento Europeo). El club comunitario celebró el pasado mes de marzo los 60 años de creación de ese texto, considerado como piedra fundacional de la UE.

La salida de Reino Unido no es la única dificultad que atraviesa el proyecto comunitario. La ola populista (ahora atenuada en los principales países europeos) y el deterioro del contexto exterior (con el impacto de la guerra siria y de la crisis migratoria en las fronteras europeas) han tensado las costuras del club comunitario. La victoria de Donald Trump en Estados Unidos ha alejado al principal socio exterior con el que contaba la UE, aunque también ha resaltado el valor de la integración europea en un momento en que Washington desea desvincularse de la agenda internacional.

El premio le reconoce a la UE haber contribuido a difundir "valores como la libertad, los derechos humanos y la solidaridad". Estos valores "proyectan esperanza hacia el futuro en tiempos de incertidumbre, proponiendo un ejemplo de progreso y de bienestar", según el acta que ha leído este mediodía el presidente del jurado y jefe del Ejecutivo asturiano, Javier Fernández. El jurado ha querido destacar el mayor logro que se le atribuye a la UE frente a las históricas hostilidades europeas: haber propiciado "el más largo periodo de paz de la Europa moderna".

La candidatura de la UE, que ya en 2012 recibió el Nobel de la Paz, fue idea de uno de los eurodiputados españoles más jóvenes de la Eurocámara, el socialista Jonás Fernández (Oviedo, 1979). "Presenté la candidatura ante mi firme compromiso con el proyecto europeísta que lleva un tiempo entre incertidumbres", ha explicado este eurodiputado de la comisión de Asuntos Económicos de la Eurocámara. 

Como apoyo a la propuesta, firmaron figuras de diversos ámbitos políticos y sociales como el expresidente del Gobierno Felipe González, los expresidentes de la Eurocámara Josep Borrell y José María Gil-Robles y el excomisario Joaquín Almunia. Desde el mundo empresarial y sindical la respaldaron Ana Patricia Botín (Banco Santander), Francisco González (BBVA) o Ignacio Fernández Toxo (CC OO), además de otras entidades como la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas.

Paz y libertad

Al premio optaban 28 candidaturas procedentes de 16 nacionalidades. Este galardón pretende reconocer a personas o proyectos cuya labor "contribuya, de manera extraordinaria y a nivel internacional, a la defensa y generalización de los derechos humanos, al fomento y protección de la paz, de la libertad, de la solidaridad, del patrimonio mundial y, en general, al progreso de la humanidad".

Este premio es el último de los ocho galardones internacionales que convoca anualmente la Fundación Princesa de Asturias y que este año alcanzan su XXXVII edición. Los galardones serán entregados el próximo mes de octubre en el Teatro Campoamor de Oviedo, en una ceremonia presidida por los Reyes de España.

En anteriores ediciones, el premio de la Concordia recayó, entre otros, en Unicef, Manos Unidas, Aldeas Infantiles, la activista de Derechos Humanos del Congo Caddy Adzuba y la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios de España.

También han sido premiados la ciudad de Berlín, el expresidente del Gobierno español Adolfo Suárez o los héroes de Fukushima (empleados y personal de emergencias que trabajaron contra los efectos del accidente de esa central nuclear japonesa causado por un terremoto en 2011).

Más información