Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Golpeada y amenazada en su redacción una reportera mexicana

Karla Janeth Silva, reportera del diario 'El Heraldo de León', fue golpeada por tres hombres

Karla Janeth Silva tras la agresión en una imagen difundida en redes sociales.
Karla Janeth Silva tras la agresión en una imagen difundida en redes sociales.

Eran las cinco y media de la tarde del pasado jueves cuando tres hombres provistos de armas blancas irrumpieron en la redacción de un periódico del Estado de Guanajuato, en el centro de México, para propinarle una paliza a una de sus redactoras. A Karla Janeth Silva, periodista mexicana de 24 años, le rompieron literalmente la cara. Tal como muestra una fotografía difundida en redes sociales, la sangre corría por su rostro cuando fue trasladada desde la oficina de El Heraldo de León al hospital. Estaba sola en las instalaciones con una secretaria. Los agresores le advirtieron de que le “bajara de huevos” a sus noticias, las cuales, según cuenta el medio, no gustaban al alcalde de Silao, un municipio de 173.000 habitantes, de producción agrícola e industrial, donde ella ejercía como corresponsal del periódico.

En el diario denuncian ahora que la reportera sufría bloqueos informativos desde hacía meses en el ayuntamiento. “Últimamente ha denunciado las carencias de los servicios municipales y la inseguridad que se vive en la ciudad”, declaraba este sábado el subdirector editorial de El Heraldo, Carlos Vertti, a la organización Article 19, que defiende los derechos de los profesionales de la información. “El alcalde [el priísta Enrique Benjamín Solís Arzola] no le daba entrevistas y un día le dijo ‘oiga, ya no me tire tanto’ en un tono algo serio, pero no amenazante, por lo cual tenía bastante tiempo sin pedirle entrevistas”, describe Vertti.

En un artículo publicado el día siguiente a la agresión, el diario informaba de que su corresponsal reiteradamente había comentado su temor a ser víctima de represalias. “El jueves, tras ser golpeada, dijo no tener duda de que los agresores fueron enviados por algún funcionario”.

Entre enero de 2007 y septiembre de 2014, 285 mujeres periodistas han sido agredidas por su labor profesional, según los casos documentados por Article 19. En 127 de ellos la violencia fue física, en 66 hubo amenazas, en 43 actos de intimidación, se practicaron 19 detenciones arbitrarias y cinco personas fueron asesinadas. La misma organización revela que en 132 casos el agresor fue identificado como un funcionario público, en 23 como miembro del crimen organizado, 62 mujeres desconocen quien las golpeó, 14 fueron agredidas por una fuerza partidista y 24 por un particular.

Varios colectivos, entre ellos la Red Internacional de Periodistas con Visión de Género (RIPVG), la Red Nacional de Periodistas (RNP), Comunicación e Información de la Mujer (CIMAC) o Article 19 han exigido al gobernador de Guanajuato, Miguel Márquez Márquez, del derechista Partido Acción Nacional, acciones urgentes de seguridad para “salvaguardar la vida y el ejercicio periodístico” de Silva. Un reclamo que se repite cada vez que la violencia golpea a un trabajador de los medios, un suceso tristemente habitual en México, donde tan solo el año pasado se registraron 330 agresiones. El mandatario estatal ha pedido públicamente que se investigue “hasta las últimas consecuencias y se sancione a los responsables”. Por su parte, en una entrevista a medios locales, el edil de Silao se deslindó del suceso. “Quiero ponerme a disposición del trabajo coordinado con las autoridades para poder esclarecer el hecho, porque es gravísimo”, declaró.

En lo que va de 2014, tres periodistas han sido asesinados en México. El reportero Gregorio Jiménez, en Veracruz, en el mes de febrero; Jorge Torres Palacio, trabajador de comunicación social en Acapulco, el 2 de junio; y el comunicador oaxaqueño Octavio Rojas Hernández el pasado 11 de agosto. En total, desde el año 2000, son 50 los reporteros que perdieron la vida en el ejercicio de su labor periodística en el país. Para este martes a las once de la mañana está preparada una marcha en Silao en repudio de la última acción violenta.

Más información