Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El socialdemócrata Schulz repite como presidente del Parlamento Europeo

El pacto conservador-liberal ratifica al alemán al frente de la Eurocámara hasta 2017

El recién elegido presidente del Parlamento europeo Martin Schulz.
El recién elegido presidente del Parlamento europeo Martin Schulz. AP

Martin Schulz será el primer presidente de la historia del Parlamento Europeo que repite en el cargo. El candidato socialdemócrata ha reeditado este martes su posición de cabeza visible de la Eurocámara en virtud de un acuerdo de su grupo (S&D) con el Partido Popular Europeo (EPP) y los liberales de ALDE que le ha procurado 409 votos a favor sobre un total de 612 sufragios válidos. Como en anteriores legislaturas, las tres formaciones pactaron una alternancia en la presidencia del Europarlamento que llevará a un eurodiputado popular a relevar a Schulz en enero de 2017. Como parte del acuerdo, los socialistas y los liberales apoyarán el día 16 el nombramiento de Jean-Claude Juncker como presidente de la Comisión Europea, el cargo de mayor poder en Bruselas.

Por detrás de Schulz, el candidato de ECR –el grupo encabezado por los tories británicos–, Sajjad Karim, ha obtenido 101 votos. A mayor distancia, el líder de Podemos y cabeza de cartel de la Izquierda Unitaria, Pablo Iglesias, ha logrado 51 apoyos, los mismos que la ecologista austriaca Ulrike Lunacek. La votación, como siempre que se eligen los nuevos cargos orgánicos de la Eurocámara, ha sido secreta.

En su primera comparencia de la legislatura, el socialdemócrata alemán de 58 años ha desgranado las propuestas las prioridades que, a su juicio, debe hacer frente la Eurocámara en los próximos años: lucha contra el paro juvenil y la evasión fiscal y mayor control sobre los mercados financieros. Schulz también ha subrayado que una mayoría de eurodiputados son "proeuropeos" y ha dejado entrever que la defensa de las atribuciones del Parlamento Europeo será uno de los pilares de su mandato. "La Eurocámara siempre debe luchar por tener más poder", ha apuntadoo. Varios eurodiputados con ascendencia en el grupo socialdemócrata coinciden en señalar al germano como uno de los presidentes "más políticos" de cuantos han ocupado el cargo.

En el terreno del simbolismo y como muestra de sus intenciones para la recién comenzada legislatura, los eurófobos de la Eurocámara –liderados por la ultraderechista francesa Marine Le Pen y el nacionalista británico Nigel Farage– han permanecido sentados o han dado la espalda a la presidencia mientras sonaban los acordes del himno europeo.