Las muertes suben un 55% en Michoacán a pesar del plan de paz de Peña Nieto

Durante los primeros tres meses de 2014 se registraron 272 homicidios dolosos frente a los 175 del año anterior

Autodefensas vigilando un acceso a la población de Churumuco
Autodefensas vigilando un acceso a la población de ChurumucoSTR (EFE)

La cara y la cruz de un mismo problema. Mientras en el conjunto de México los homicidios dolosos disminuyeron un 12% en el primer trimestre del año, el Estado de Michoacán ha seguido una tendencia contraria, con un incremento del 55% con respecto al mismo período de 2013. Según los datos publicados esta semana por el Sistema Nacional de Seguridad Pública, pese a los esfuerzos del Ejecutivo de Peña Nieto por devolver la calma a la zona, entre enero y marzo se registraron un total de 272 homicidios dolosos, frente a los 175 del año anterior. La cifra crece también con respecto a la de 2012 (162) o 2008 (152).

En enero pasado el Gobierno federal y el del Estado lanzaron una estrategia conjunta para el desarrollo y la pacificación de la entidad, situada al suroeste de México. Los meses anteriores, varios enfrentamientos entre miembros del cártel de Los Caballeros Templarios, que domina el mercado de la droga en la zona, y los llamados grupos de autodefensas, civiles levantados en armas contra el crimen organizado, habían provocado una escalada de violencia concentrada en la región de Tierra Caliente al tratar de avanzar, estos últimos, en el control de nuevos municipios. En todo 2013 se registraron un total de 961 homicidios dolosos en Michoacán.

Con el pacto de enero, el Ejército desplegó efectivos en gran parte del territorio michoacano y se intensificaron las labores de búsqueda de los criminales, que tras numerosas detenciones culminaron con el abatimiento de dos de los principales cabecillas del cartel: Nazario Moreno El Chayo y Enrique Plancarte. Además, la población civil de los municipios rebelados pudo volver a transitar por carreteras que durante meses les habían sido vetadas por los criminales, que asesinaban a tiros a cualquiera que osara cruzarlas.

“Empecemos a ver con ojos más críticos la intervención federal”, propone el experto en seguridad Alejandro Hope. “¿Ha sido eficaz la estrategia del comisionado especial para Michoacán -cargo nombrado en enero por el presidente Peña Nieto- desmantelando a templarios? Probablemente sí. ¿Ha sido acertada para crear condiciones de paz y seguridad? Los resultados demuestran que no”.

Los homicidios no son el único delito que aumenta en Michoacán. En el primer trimestre hubo un total de 788 robos con violencia, frente a los 688 de 2013. Las sustracciones de ganado -Tierra Caliente es una región fundamentalmente dedicada al cultivo de frutas y a la ganadería- casi se duplican, pasando de 48 a 91 este año. En los secuestros las cifras tampoco mejoran: 56 denuncias en 2014 frente a las 39 de 2013. En cuanto a las violaciones sexuales, un delito que las autodefensas han atribuido de forma masiva al crimen organizado en algunos pueblos, las estadísticas arrojan una tendencia a la alza :84 denuncias en el primer trimestre del año pasado y 108 en el de 2014.

“Si observamos los datos específicos de Apatzingán -núcleo económico de la región de Tierra Caliente y bastión hasta comienzos de año de Los Caballeros Templarios- sí hay una disminución de homicidios asociada a la presencia de la policía federal. Ocho en enero y uno en febrero”, matiza Hope. Sin embargo, señala, “la pacificación de Michoacán es un mito, una gran operación de relaciones públicas. Así de fácil y así de duro. El entusiasmo de las autoridades a la hora de hablar de los buenos resultados de su estrategia no se ve validado por las cifras oficiales”.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Disminuyen los homicidios y aumentan los secuestros en el conjunto del país

En lo que va de 2014 México registra un total de 4.047 homicidios dolosos, frente a los 4.610 del año pasado. Las cifras revelan una bajada del 12% en este tipo de delitos y las entidades con mayor número de víctimas sonEstado de México con 640, Guerrero con 432, Michoacán con 324 y Chihuahua con 330.

Por otra parte, el porcentaje de denuncias por secuestros se incrementó en un 7,2% : 428 este año frente a los 399 de 2013. “Los datos reflejan que todavía no se ven resultados derivados de la creación a finales de enero de la Coordinación Nacional Antisecuestros”, dice Alejandro Hope.

Al especialista le llama además especialmente la atención la revisión al alza de las cifras presentadas por el Estado de Veracruz, al este de México, en 2013. “Añaden ahora 24.000 delitos adicionales que no habían reportado. El total de delitos denunciados en Veracruz pasó de 48.000 a 72.000 y en los homicidios dolosos habían contabilizado 300 menos”. “El problema”, continúa Hope, “no es que haya una revisión, el problema es el tamaño del ajuste. En España hay poco más de 400 homicidios al año, por ejemplo”.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Paula Chouza

Periodista de Política en EL PAÍS. Participó en el lanzamiento de EL PAÍS América en México. Trabajó en el Ayuntamiento de A Coruña y fue becaria del Congreso de los Diputados, CRTVG o Cadena SER. Es licenciada en Periodismo por la Universidad de Santiago de Compostela, Máster en Marketing Político y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS