Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Cairo ordena el mayor despliegue militar en el Sinaí en décadas

Los choques se producen tras el despliegue de una ofensiva militar de Egipto para expulsar de la península a grupos yihadistas

Miembros de las fuerzas de seguridad egipcias en el Sinaí.
Miembros de las fuerzas de seguridad egipcias en el Sinaí. AFP

El Ejército egipcio y algunos de los grupos armados que operan en el Sinaí volvieron a enfrentarse el jueves en el marco de la llamada operación águila, con la que el Gobierno de El Cairo aspira a pacificar la zona. Las fuerzas armadas intensificaron su presencia, después de meses de haberse mantenido prácticamente ausentes en un territorio en el que contrabandistas y grupos armados se mueven a sus anchas. Blindados y cientos de soldados viajaron hasta la ciudad de El Arish, junto a la frontera con Israel, según detalló el diario egipcio Al Ahram. Se trata del mayor despliegue desde la firma del acuerdo de paz con Israel en 1979.

Hombres armados dispararon el jueves contra una comisaría en El Arish, la capital administrativa del Sinaí, según publicó la agencia Reuters. El de ayer es sólo uno de los múltiples ataques dirigidos contra checkpoints y objetivos militares y policiales diversos en las últimas horas. Al menos una veintena de supuestos criminales han muerto en la ofensiva militar.

Los milicianos armados y el Ejército miden sus fuerzas tras el atentado del pasado domingo que acabó con la vida de 16 soldados egipcios. Los autores del ataque lograron además derribar una de las barreras que separan Egipto con Israel y adentrarse un par de kilómetros en territorio israelí, donde fueron tiroteados por el Ejército. El incidente ha provocado una firme respuesta por parte del Gobierno de El Cairo que dice estar dispuesto a poner orden en el desierto.

Israel ha aplaudido el despliegue militar egipcio, a pesar de que el tratado de paz que ambos países firmaron en 1979 limita la presencia del Ejército en la región que linda con Israel. Voces dentro del Ejecutivo israelí han pedido en los últimos días que se modifique el tratado para adecuarlo a la nueva realidad. Fuentes diplomáticas israelíes explican sin embargo que por ahora “la idea es dar la bienvenida al despliegue de tropas y mostrar flexibilidad”. Explican las fuentes que “abrir el melón del tratado puede resultar bastante complicado, pero se pueden buscar fórmulas sin tocarlo. Puede haber más policías en lugar de soldados o pueden luchar contra los grupos armados con operaciones puntuales en lugar de con una presencia militar permanente”.

Ningún grupo ha reconocido la autoría del atentado del domingo, mientras los Gobiernos y actores políticos implicados se lanzan acusaciones cruzadas. La prensa palestina y la israelí especularon sobre una posible implicación de militantes palestinos de Gaza en el ataque. El diario palestino Al Quds, próximo Al Fatah, el partido que gobierna en Ramala y que rivaliza con Hamás, indicó que El Cairo ha pedido la extradición de tres militantes de Gaza por su supuesta implicación en el atentado.

Más información