Tejas aplica por primera vez la inyección letal compuesta por una sola sustancia

El Estado ha cambiado la composición del combinado mortal al haberse terminado las existencias de dos de los tres compuestos que se utilizaban hasta ahora

Yokamon Hearn, el primer ejecutado por inyección letal de una sustancia de Tejas.
Yokamon Hearn, el primer ejecutado por inyección letal de una sustancia de Tejas.DEPARTAMENTO JUSTICIA TEJAS (EFE)

Yokamon Hearn, de 33 años, se convirtió este miércoles en el primer recluso de Tejas en ser ejecutado por inyección letal compuesta por una sola sustancia, pentobarbital, en lugar de las tres que hasta ahora incluía la dosis mortal que se les inyectaba a los condenados a muerte. El Departamento de Justicia Criminal del Estado anunció la semana pasada el cambio de protocolo ante la imposibilidad de proveerse de dos de las drogas que formaban parte del combinado, bromuro de pancuronio y tiopenato de sodio.

Tejas, el Estado que más prisioneros ejecuta de la Unión, se une a Ohio, Arizona, Idaho y Washington, que ya aplican la inyección letal con un cocktail formado por un solo producto. “Con el cambio de protocolo nos aseguramos de que este departamento pueda cumplir con su responsabilidad y llevar a cabo todas las ejecuciones de acuerdo con el calendario previsto”, puntualizó la semana Jason Clark, portavoz del Departamento de Justicia Criminal de Tejas. Este martes, Georgia anunció que también iba a cambiar de procedimiento -sustituyendo las tres sustancias por una-, motivo por el que ha retrasado una ejecución.

Clark indicó que la razón que ha llevado al Estado a modificar el protocolo de la inyección letal -usado desde desde 1982, cuando Tejas reinstauró la pena de muerte- se debe a la imposibilidad de proveerse de bromuro de pancuronio. El año pasado, Hospira, el único fabricante de tiopenato de sodio en EE UU, anunció que iba a dejar de fabricar la sustancia, debido a la presión de los activistas contra la pena capital. La empresa ha trasladado su planta de producción a Italia, donde las autoridades le han impuesto la condición de que garantice que la droga no se distribuya para ser utilizada en ejecuciones.

Ante la imposibilidad de poder surtirse de dos de los elementos esenciales del cocktail de la inyección letal, varios Estados, con Ohio a la cabeza, optaron por usar únicamente pentobarbital, un barbitúrico que se suele utilizar para sacrificar a los animales. Sin embargo, la distribución de esta droga también parece correr peligro. Hasta ahora, Lundbeck era el único laboratorio que distribuía el producto en EE UU. La compañía, con sede en Dinamarca, ha pedido a los Estados que no utilicen el pentobarbital en las ejecuciones por inyección letal.

Hearn fue condenado en 1988 por descerrajar 12 balas sobre un joven de 26 años. Su ejecución es la sexta que se practica en Tejas en lo que va de año y la 483 desde que se restauró la pena capital en 1982. Ocho más están previstas hasta diciembre.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Sobre la firma

Eva Saiz

Redactora jefa en Andalucía. Ha desarrollado su carrera profesional en el diario como responsable de la edición impresa y de contenidos y producción digital. Formó parte de la corresponsalía en Washington y ha estado en las secciones de España y Deportes. Licenciada en Derecho por Universidad Pontificia Comillas ICAI- ICADE y Máster de EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción