Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Venezuela extradita a EE UU al narcotraficante colombiano 'Valenciano'

Maximiliano Bonilla Orozco es considerado el jefe de la Oficina de Envigado, una organización criminal fundada por el fallecido narcotraficante Pablo Escobar en Medellín

Maximiliano Bonilla Orozco, alias 'Valenciano', hoy en Caracas (Venezuela) antes de ser extraditado a EE UU
Maximiliano Bonilla Orozco, alias 'Valenciano', hoy en Caracas (Venezuela) antes de ser extraditado a EE UU AFP

Venezuela ha extraditado hoy a Estados Unidos al narcotraficante colombiano Maximiliano Bonilla Orozco, alias Valenciano, según ha informado una fuente del Ministerio venezolano de Interior y Justicia. Bonilla Orozco es considerado el máximo jefe de la Oficina de Envigado, una organización criminal fundada por el fallecido narcotraficante Pablo Escobar Gaviria, jefe del extinto Cártel de Medellín. Según la Policía colombiana, esta banda mantiene alianzas con el cártel mexicano de Los Zetas.

"A Valenciano le viene a buscar hoy un avión de la DEA [Agencia Antidrogas norteamericana] para trasladarle a Estados Unidos", ha dicho esta fuente a Reuters. El ministro de Interior y Justicia, Tareck el Aissami, ya anunció que Venezuela extraditaría al narcotraficante a Estados Unidos, a pesar de los que califica como "atropellos permanentes" de este país a la política antidrogas de Caracas.

Valenciano fue detenido el pasado 28 de noviembre en la ciudad venezolana de Maracay, ubicada en el estado de Aragua (centro-norte), en un operativo conjunto de las fuerzas venezolanas y colombianas, que desde el mes de marzo seguían su rastro en Aragua y Carabobo.

Su detención coincidió con la reunión en Caracas de los presidentes colombiano y venezolano, Juan Manuel Santos y Hugo Chávez, respectivamente, por lo que el colombiano consideró que era un "regalo" de su homólogo. Estados Unidos ofrecía hasta cinco millones de dólares (unos 3,8 millones de euros) por la detención de Valenciano, al que también relaciona con los cárteles colombianos y mexicanos.

Por otra parte, las autoridades venezolanas extraditarán a Colombia a Gildardo García Cardona, alias Alirio Rojas, quien fue jefe de seguridad del secretariado de las FARC y hombre de confianza de Jorge Briceño, alias Mono Jojoy, el líder militar de la guerrilla que falleció en 2010 por un bombardeo de las fuerzas colombianas.

Alirio Rojas tiene varias órdenes de captura vigentes en Colombia, algunas de ellas por homicidio y lavado de activos, a las que se suma un pedido de extradición de los Estados Unidos por delitos de narcotráfico.

El ministro de Interior ha dicho que con estas detenciones suman 21 las personas vinculadas con el tráfico de drogas capturadas este año en Venezuela y ratificó la "batalla frontal" que el Gobierno del presidente Hugo Chávez mantiene "contra esas organizaciones criminales y contra el problema mundial de las drogas".

Ha subrayado, además, que Venezuela está demostrando su compromiso "incluso con los EE UU" pese a las acusaciones de organismos como el Departamento Estadounidense Antidrogas, que tuvo que abandonar el país sudamericano en 2005 tras acusar Caracas a sus agentes de actuar como cualquier otro grupo de narcotraficantes y de realizar espionaje político.