Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El fortificado bastión del fugitivo número uno

El líder de Al Qaeda se ocultaba en un enorme complejo con muros de seis metros sin teléfono, televisión ni internet.- La localidad de Abbottabad es un destino vacacional junto a una base militar y una academia del ejército paquistaní.

El fortificado bastión del fugitivo número uno
ANTONIO ALONSO

El hombre más buscado del mundo no se escondía en las remotas áreas tribales de la frontera entre Pakistán y Afganistán, donde se le buscaba desde hace años. El líder terrorista Osama bin Laden se ocultaba en un complejo fortificado de grandes dimensiones y valorado en millones de dólares, situado en la localidad de Abbottabad, un popular destino vacacional junto a una base militar y una academia militar del ejército paquistaní, a una hora en coche al norte de la capital (60 kilómetros), Islamabad.

El recinto en el que vivía Bin Laden, situado al final de un estrecho camino de tierra, tenía tres plantas y contaba con muros de entre 4 y 6 metros, unas ocho veces el tamaño de otras casas de la zona, coronados con alambre de espino. Otros muros internos dividían varias dependencias del recinto. Pocas ventanas de la casa miraban hacia fuera del recinto. Las dimensiones eran "impresionantes", según fuentes de la administración de EE UU citadas por Reuters.

El complejo estaba valorado en aproximadamente un millón de dólares -según fuentes de EEUU-, aunque carecía de línea telefónica, televisión y conexión a internet. Dos puertas de seguridad restringían el acceso y sus residentes quemaban sus basuras, en vez de dejarlas para que fueran recogidas, como hacían sus vecinos. La espectacularidad del complejo levantó las sospechas, dado que los inquilinos no podían permitirse tal nivel de vida.

La localidad de Abottabad, de tamaño medio, es un popular destino vacacional que se extiende en un valle de colinas verdes en la Cachemira paquistaní, cerca de la frontera entre Pakistán e India. Grupos de milicianos islamistas suelen tener campos de entrenamiento en la zona. La residencia estaba situada a 700 metros de la Academia Militar de Pakistán, el equivalente nacional de la prestigiosa academia militar estadounidense de West Point.

La operación se inició cuando un pequeño equipo estadounidense lanzó una incursión en helicóptero sobre el recinto la tarde de ayer, según fuentes de la administración de EE UU. Cuando los militares estadounidenses cayeron sobre la casa del terrorista ayer, Bin Laden "se resistió ante las fuerzas de asalto". Tras 40 minutos de un intenso intercambio de fuego de artillería, Bin Laden y un hijo adulto, una mujer sin identificar y dos hombres (identificado como el correo de confianza del terrorista y su hermano) fueron abatidos a tiros, según ha indicado un alto cargo de la administración estadounidense al New York Times.

Cuatro años de rastreo

Las fuerzas estadounidenses localizaron el recinto fortificado tras más de cuatro años en los que siguieron la pista de uno de los mensajeros de más estrecha confianza de Bin Laden. Había sido identificado por miembros capturados tras los atentados del 11 de septiembre de 2011, según fuentes de la administración estadounidense. "Los detenidos también identificaron a este hombre como uno de los pocos mensajeros de Al Qaeda en los que confiaba Bin Laden. Indicaron que podría estar viviendo con o protegido por Bin Laden", según ha indicado un alto cargo en una rueda de prensa recogida por Reuters.

El cerebro de Al Qaeda fue localizado finalmente -más de nueve años y medio después de los atentados del 11-S- después de que las fuerzas de EE UU descubrieran en agosto de 2010 que el mensajero vivía con su hermano y sus familias en un edificio poco habitual y con medidas extremas de alta seguridad, según fuentes de la administración estadounidense.

"Cuando vimos el complejo donde vivían los hermanos, nos impresionó lo que encontramos: un complejo extraordinariamente singular", según ha indicado un alto cargo de la administración, citado por Reuters. "El resultado de la información recogida y del análisis fue que estuvimos bastante seguros de que el complejo albergaba un objetivo terrorista de alto valor. Los expertos que trabajaron esta cuestión durante años concluyeron que había una alta probabilidad de que el terrorista que se ocultaba fuera Osama Bin Laden", según ha indicado otra fuente de la administración.

Fue precisamente la espectacularidad del complejo lo que hizo sospechar de sus residentes. "Los hermanos no tenían una fuente de ingresos demostrable", señalan fuentes de la administración citadas por Reuters. Los analistas estadounidenses concluyeron que una tercera familia residía junto a los dos hermanos, y la edad y composición de la tercera familia encajaba con los familiares -incluída su joven esposa- que se sospechaba que vivían con Bin Laden.

"Todo lo que veíamos, el extremo operativo de seguridad, el pasado de los hermanos y su comportamiento y localización del complejo era perfectamente coherente con lo que nuestros expertos esperaban de la apariencia de del refugio de Bin Laden", según señalan otras fuentes.