Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Perú rescata a 2.000 turistas atrapados en Machu Picchu

Las intensas lluvias han dejado cuatro muertos, entre ellos una joven argentina

La visita a la ciudadela inca de Machu Picchu, la joya del turismo peruano, se ha convertido en un drama para cerca de dos millares de turistas que se quedaron atrapados en las alturas sin poder regresar a la cercana ciudad de Cuzco. Las torrenciales lluvias que soporta la región han ocasionado aludes que han cortado la vía férrea que une ambos puntos en al menos cuatro áreas y que hacen inviable y muy peligroso cualquier intento de hacer el camino a pie.

De los 1.954 visitantes varados que se registraron el lunes, algunos cientos ya han logrado salir a través del puente aéreo con helicópteros puesto en marcha por el Gobierno, según ha informado Marco Ochoa, presidente de la Asociación de Agentes de Viaje de Cuzco. Sin embargo, la gran mayoría permanece en el pueblo de Aguas Calientes -próximo a la ciudadela- a la espera de que se detengan las precipitaciones y se restablezca la comunicación por tren, algo que, de acuerdo con Ochoa, demorará al menos tres días.

"Hemos contactado con 25 españoles y todos están bien. Preocupados, lógicamente, pero bien. Creemos que no hay muchos más españoles, puesto que la mayoría son de otros países suramericanos", explica Javier García de Viedma, cónsul español en Lima.

La legación tiene noticias de que el tiempo ha mejorado y que a los cuatro helicópteros del Ejército peruano que ya están evacuando a la gente, se iban a sumar en breve otros cuatro aparatos gestionados por la Embajada de EEUU y uno más pagado por una empresa privada que gestiona el tren Cuzco-Machu Picchu. "Con estos medios y con buen tiempo tengo la esperanza de que la situación mejore en las próximas 24 horas", añade el consul.

Las lluvias ya se han cobrado la vida de una turista argentina, Lucila Ramballo Carlo, de 20 años, que fue sorprendida por un alud cuando dormía en una tienda de campaña en la zona de Wiñay Huayna. Ramballo se encontraba haciendo la ruta conocida como Camino Inca, que permite llegar a la ciudadela a pie. También falleció un guía, Washington Huaraya Cusihuamán, aplastado por un deslizamiento de tierra en la zona de Inti Punku, otro punto de la misma ruta.

Los turistas que esperan en Aguas Calientes a ser evacuados han copado los hospedajes o aguardan en el estadio municipal y en la estación del ferrocarril. Algunos incluso pernoctan en los vagones del tren. "En todos los cajeros automáticos de la población se ha terminado el dinero", relata Ochoa, que asegura que la situación "es dramática en toda la región".

Las autoridades peruanas han anunciado que la ciudadela inca permanecerá cerrada durante por lo menos tres días y han advertido a los visitantes que no se aventuren en el Camino Inca, pero no hay información sobre cuántos turistas se encuentran haciendo ese paseo, que suele durar entre tres y cuatro días. Las autoridades peruanas también han confirmado la muerte de dos personas por las llluvias en otras zonas del departamento.